Diputada del PJ criticó a un intendente de su partido

La diputada nacional por Entre Ríos, Maria de los Angeles Petit (PJ) aseguró mediante un comunicado de prensa que el intendente de Ramírez, Daniel Kramer "está haciendo un mandado, y si esto le sirve para conseguir alguna obrita para su ciudad, bienvenido sea, esas son las reglas de juego que le imponen".

Manifestó además su "sorpresa" ante lo que consideró un "ataque hacia su persona" porque diez días antes de las elecciones "estuve con el Intendente, luego de que el mantuviera una reunión con Jorge Busti, en donde me manifestó su hartazgo del gobierno kirchnerista y su predisposición a trabajar en una campaña interna para el 2011 con el ex gobernador, contándome algunas intimidades de su relación con el Ministro de Gobierno, Adán Bhal.

Además, destacó que "no es casual el ataque que estamos recibiendo los legisladores peronistas que votamos contra la 125 y que perfilamos una posición política nacional distinta a la del kirchnerismo" y acerca de la crítica a su postura de apoyar elecciones internas cerradas dentro de los partidos políticos, Petit manifestó que "Kramer tiene derecho a opinar distinto, sobre todo porque fueron muchos los intendentes que al aplicarse las internas abiertas en la provincia, accedieron a sus cargos sin gran apoyo de los sectores peronistas y ganando con los independientes, lo que también se nota y mucho en los resultados obtenidos en las últimas elecciones".

Asimismo, la diputada nacional resaltó que "por algo ganamos en todas las localidades del Departamento Concordia con el 46,40 % de los votos por más de 20 puntos, manteniendo siempre los principios peronistas de justicia social que nos reconocen los compañeros, haciendo siempre hincapié que sólo con obras públicas y grandilocuentes anuncios no se puede gobernar una población que tiene tantos problemas sociales y sanitarios"

Finalmente, en el comunicado, Petit minimizó las declaraciones del Intendente: "En definitiva, seremos los diputados nacionales los que resolvamos si apoyamos o no este proyecto, cuya ley fue derogada hace tres años, casualmente cuando la Presidente era Senadora Nacional, entonces no es lógico hablar de coherencia en este tema. Y nuestra decisión será en consonancia con lo que nos marquen los compañeros, la militancia que nos acompaña y no los dirigentes".

Comentá la nota