"Es muy difícil de justificar"

El concejal y presidente del Bloque radical, Alberto Lozano, habló sobre la polémica aparición pública de Fernando Millapel junto al gobernador Peralta y Blanca Blanco el fin de semana. Dijo que evalúan sanciones y hasta la expulsión del partido.
Durante el fin de semana, funcionarios de la Municipalidad de Río Gallegos aparecieron públicamente junto al gobernador Peralta y su esposa y candidata, Blanca Blanco.

Entre ellos, se destacó el secretario de Obras Públicas, Fernando Millapel, hombre directamente relacionado con la gestión del intendente Roquel y con el radicalismo.

Esto motivó el enojo de los integrantes del partido en toda la provincia que no comprenden totalmente la situación.

Y uno de los que habló fue el concejal y presidente del partido, Alberto Lozano, quien dijo que, luego de aparecer las fotos publicadas en TiempoSur Digital, recibieron distintos tipos de llamadas.

"Por supuesto que no cae bien que un funcionario municipal aparezca junto con aquellos que están ocupando otro espacio político", tiró.

Luego agregó que estamos en democracia y por supuesto que deben ser tolerantes, "pero no llegar al punto en que confundimos también al electorado que busca un candidato, una opción y la nuestra no tiene nada que ver con la que plantea el Frente Para la Victoria Santacruceño."

Indicó que es por eso que, seguramente, hay muchos correligionarios que se sienten defraudados, más allá de las justificaciones que puede haber, se pueden sentir agraviados, ya que muchos de ellos están llevando las propuestas y los nombres de candidatos que el radicalismo quiere llevar para el 28 de junio, pero cosas como estas verdaderamente complican y confunden.

"Creo que no podemos responsabilizar por actitudes privadas a una gestión o al intendente. Pienso que es una actitud desafortunada, porque yo estuve hablando con Millapel ayer y él planteó distintos tipos de situaciones que se sucedieron en el barrio San Benito y donde hubo fotos sacadas por TiempoSur, pero yo digo que la responsabilidad no es del cartero, sino de haber estado donde no debería haber estado. Más allá de haberse saludado, cuando esto ya es una sucesión de hechos, es muy difícil de justificar", señaló.

Entre otras cosas, indicó que manejan la posibilidad pedir la renuncia de Millapel, posibles sanciones partidarias y hasta la expulsión del partido.

Comentá la nota