Diccionario electoral

Aunque el diccionario acuña definiciones para la terminología formal del período electoral, el proselitismo se rige por sus propios vocablos
Dice el Diccionario de la Real Academia de la Lengua (DRAE) que por "campaña" se entiende al período en el que se realizan diversas actividades encaminadas a un fin determinado. La campaña política, que es uno de los ejemplos citados, es el conjunto de actividades que un partido realiza con el objetivo de hacer conocer su plataforma y, de este modo, lograr cautivar a los electores y obtener su voto. Un sinónimo, por tanto, es "proselitismo" que, según el DRAE, es el celo de ganar prosélitos.

Precisamente, todo proceso electoral supone un lapso en el cual se reactivan instituciones, como el voto, alrededor de las cuales hay una nomenclatura específica. El "escrutinio", el "circuito electoral", las "autoridades" y los "fiscales de mesa", y otras voces con las cuales el ciudadano, tras 25 años de democracia, ya está familiarizado. Pero, el léxico proselitista dista de agotarse aquí y, en especial, de ajustarse a parámetros académicos.

Un ejemplo concreto es el vocablo "puntero". La DRAE entiende que se aplica a toda persona con buena puntería en el manejo de armas, o el que lidera una competencia deportiva, o el jugador que va al frente de su equipo, y hasta enumera una serie de herramientas con ese nombre. Nada dice del dirigente barrial que es referente político de sus vecinos. Qué decir de "cuadro": lienzo o lámina de pintura para el diccionario, dirigente de notable formación para el mundillo político.

En efecto, la política ha tergiversado el significado de muchas palabras. "Candidato" es todo un caso: etimológicamente, deriva del "candidus", nombre que recibía la blanca toga que usaban los romanos que se postulaban para un cargo. El color (no era un blanco mate sino radiante) significaba fidelidad, humanidad, pureza y sinceridad. Según el DRAE, por cierto, ese vocablo se asigna coloquialmente, en Uruguay y en la Argentina, "a la persona cándida que se deja engañar".

Comentá la nota