Dan 15 días de plazo para solucionar el conflicto petrolero

Dan 15 días de plazo para solucionar el conflicto petrolero
Sapag y Cristina Fernández acordaron ese reclamo a las partes. Pondrán en marcha los otros 10 equipos.

En las negociaciones entre los gremios y las empresas se estableció que los trabajadores suspendidos cobrarán unos dos mil pesos más. Los sindicatos dieron 15 días de plazo.

Neuquén > El gobernador Jorge Sapag y la presidenta de la Nación, Cristina Fernández, acordaron ayer en la Casa Rosada solicitar a las partes involucradas en el conflicto pertolero un plazo de 15 días para buscar una solución definitiva a la crítica situación.

Entre otras medidas, se analizó cómo optimizar la puesta en marcha de equipos de perforación y la posibilidad de mejorar el valor de boca de pozo del gas y el petróleo. Del encuentro también participó el ministro de Planificación Federal de la Nación, Julio De Vido.

Por otro lado, luego de que el Ministerio de Trabajo de la Nación intimara el martes a las petroleras a anular todos los despidos, tal como adelantó este diario, los gremios y las cámaras empresarias siguieron ayer las negociaciones.

Según informó el titular del Sindicato del Petróleo y Gas Privado de Río Negro y Neuquén, Guillermo Pereyra, los trabajadores que están en el preventivo de crisis, es decir suspendidos, cobrarán en el próximo salario una vianda más y el "adicional de torre", lo que equivale a más de dos mil pesos sin descuento, por lo que recibirán sueldos de entre 3 mil y 6 mil pesos.

Además, las operadoras deberán pagar el aumento de 2 mil pesos por única vez a cuenta de futuros incrementos en paritarias para todos los trabajadores del sector que determinó la cartera laboral de la Nación, y que fue rechazado por la cámara de empresas de servicios especiales, CEOPE.

El gremialista informó que las operadoras se comprometieron también a reactivar los otros diez equipos petroleros que se habían acordado en la conciliación obligatoria anterior; "cinco se pondrán en marcha de inmediato", dijo. Cinco corresponden a YPF, y los otros a la Provincia de Neuquén, la empresa estatal nacional Enarsa y a otras operadoras.

Los representantes de los sindicatos y titulares de las empresas se reunieron ayer en la Casa del Neuquén con el gobernador Jorge Sapag.

"Vamos a esperar sólo 15 días más para que cumplan con lo acordado, porque estamos al borde de la explosión social", dijo Pereyra. Y añadió que si la CEOPE, tal como amenazó, ratifica despidos, el gremio tomará cartas en el asunto.

Además, Pereyra señaló que las empresas se tomarán 30 días para negociar junto a la Nación y las provincias nuevos esquema de precios para los hidrocarburos.

Petróleo Plus II

De hecho, ya hay un principio de acuerdo. En la última reunión de la Organización Federal de Estados Productores de Hidrocarburos (OFEPHI), trascendió que el gobierno nacional tiene un borrador de lo que será el plan Petróleo Plus II, que consistiría en una serie de incentivos para aquellas firmas que incrementen sus reservas y sus niveles de producción.

El titular de la Dirección Nacional de Exploración, Producción y Transporte de hidrocarburos, Miguel Hassekieff, anunció que la Secretaría de Energía de la Nación trabaja en la redacción de una normativa, en la cual se establecerá que el estímulo recibido por las empresas -para el caso del aumento de reservas y de la producción, no así para el caso de la exportación– se implementaría a través de créditos fiscales transferibles que deberán ser denunciados.

Ello no sólo significará una mejora del precio del crudo, sino también una mejora en la liquidación de las regalías para las provincias.

Malestar en la CEIPA

Las pymes de la comarca petrolera no quieren dilatar más su crítica situación.

Plaza Huincul > La posible decisión de decretar una nueva conciliación obligatoria en el sector petrolero tomó por sorpresa y generó indignación entre los empresarios locales.

"Tenemos una posición tomada ahora, pero veremos qué se hace cuando nos notifiquen formalmente de la nueva conciliación. Es una falta de respeto, nosotros no vamos a quebrar solamente porque el gobierno no hace nada para solucionar este problema", dijo el empresario Marcelo Volonte.

Las empresas agrupadas en CEIPA habían determinado reducir su plantilla de empleados hasta llegar a los 90 despidos.

"No es cuestión de que YPF les pague el sueldo a los suspendidos, nosotros necesitamos un negocio sustentable, tener trabajo genuino", había explicado anteayer Ricardo Celli.

"Nosotros tenemos mañana (por hoy) una reunión todavía por la conciliación anterior, no sé si se suspenderá por esta nueva decisión. Si nos notifican nos reuniremos de inmediato, evaluaremos la situación legal. Pero ya es una tomada de pelo, más si es por sesenta días", dijo Volonté.

Las empresas pymes locales notaron un incremento en las actividades pero no la que se había comprometido el 8 de mayo pasado.

Aún no se pusieron en marcha los equipos comprometidos, veinte en total.

Comentá la nota