Devolverán los aportes voluntarios hechos por ex afiliados de las AFJP

El Gobierno también dará la opción de dejarlos en una firma de seguros de retiro.
El Gobierno tomó una decisión que involucra a casi 90.000 ex afiliados de las AFJP que realizaron aportes voluntarios a su cuenta de jubilación privada: les dará la posibilidad de optar entre recibir en efectivo todo lo que aportaron o transferir esos fondos a una compañía de seguros de retiro para seguir acumulándolos para cuando se jubilen.

El monto ahorrado por esos ex afiliados entre julio de 1994 y fines de 2008 -a valores de noviembre pasado- suma $ 342 millones, según los datos de la ANSeS.

Estas dos alternativas figuran en la reglamentación de la ley que eliminó las AFJP, que el Gobierno dará a conocer en los próximos días y a la que Clarín tuvo acceso. La norma aclarará que esos ex afiliados tendrán 90 días para optar y que lo ahorrado se valuará en base al valor cuota que tenían los fondos de cada AFJP al 30 de noviembre pasado, cuando las Administradoras dejaron de funcionar.

La nueva ley jubilatoria, que transfirió los fondos previsionales valuados en $ 80.000 millones a la ANSeS, fijó que los aportes ahorrados en forma voluntaria continuaban siendo de los ex afiliados de las AFJP. Además se estableció que la reglamentación fijaría el destino de lo ahorrado y que tanto los aportes voluntarios como los depósitos convenidos quedaban eliminados en el futuro.

Los aportes voluntarios y depósitos convenidos nacieron con la creación de las AFJP. Permitían al afiliado realizar aportes o convenir con el empleador aportes mixtos por encima de los obligatorios que se sumaban en la cuenta individual de modo de acrecentar el beneficio jubilatorio futuro.

Esos aportes se deducían de la base imponible del impuesto a las Ganancias, lo cual era un aliciente para que la gente hiciera depósitos adicionales en sus cuentas. Sin embargo, siempre fueron de niveles bajos, oscilando entre el 0,2 y el 1% de los aportes totales del sistema.

En el sistema público no hay aportes voluntarios o depósitos convenidos. La jubilación o pensión futura se determina por el nivel salarial o renta de los autónomos y los años de aportes obligatorios, más una suma fija como Prestación Básica Universal. Por esta razón no es posible que los ex afiliados puedan transferir esos fondos voluntarios a la ANSeS.

La reglamentación establecerá que en caso de que ex afiliado opte por pedir lo ahorrado, y como los ahorros voluntarios tuvieron la ventaja del diferimiento del impuesto a las Ganancias, ahora la ANSeS retendrá lo que corresponda por ese tributo. Según el dinero en juego, la retención podría ascender al 35%.

En cambio, si el ex afiliado elige pasar lo ahorrado a una compañía de seguros para continuar con un plan de retiro, la ANSeS transferirá el saldo acumulado y el ex afiliado seguirá con su plan de ahorro en esa compañía.

Luego, al momento de jubilarse o en la fecha convenida con la compañia, cuando cobre parcial o totalmente lo ahorrado o comience a cobrar la renta mensual, si corresponde, la aseguradora le retendrá el impuesto a las Ganancias.

Se calcula que, luego de los cambios que hubo en el sistema, el grueso de esos ex afiliados va a pedir cobrar lo ahorrado, y una parte podrá ser volcado al consumo de bienes durables o inmuebles.

Igual se espera que las compañías de seguro de retiro busquen atraer a esta potencial clientela. Aunque la nueva ley previsional eliminó un atractivo: la posibilidad de deducir de Ganancias la cuota de la póliza, hasta un valor tope anual. Aún así, muchos podrán considerarla una opción de jubilación complementaria.

Comentá la nota