Destacan a nivel nacional la sanción del régimen para promover emprendimientos sociales, impulsado a través de la iniciativa popular

Viedma.- (APP) Se acaba de aprobar en segunda vuelta un régimen para promover emprendimientos sociales, presentado en la Legislatura a través del mecanismo de iniciativa popular. Hace poco más de una semana, cuando ya se había aprobado esa iniciativa en primera vuelta, el diario La Nación la destacó a través de un editorial, reivindicando especialmente el protagonismo asumido en este sentido por los ciudadanos. Reproducimos esa nota del matutino metropolitano.
"Debe destacarse y tomarse como ejemplo el compromiso asumido por ciudadanos de Río Negro y organizaciones de la sociedad civil que marcaron un hito en la historia del civismo en esa provincia.

En días pasados la Legislatura rionegrina aprobó en forma unánime el proyecto que establece el Régimen de Promoción de los Mercados Productivos Asociativos en Río Negro, una iniciativa popular presentada por un grupo de organizaciones sociales integrado por Surcos Patagónicos, Participación Ciudadana, la Vicaría de la Fraternidad del Obispado de Viedma y la Fundación Avina.

La ley, impulsada con la adhesión de 13.000 vecinos, apunta a establecer un régimen de promoción para los emprendimientos sociales asociativos y a crear un único registro público en el Ministerio de Producción de la provincia.

Se procura beneficiar a todas las organizaciones comunitarias del sector de la economía social, cualquiera que fuera la forma asociativa que adopten, que se encuentren integradas por los propios productores o sus familiares, que produzcan bienes y servicios que sean el resultado directo del trabajo personal de sus integrantes y que se elaboren a partir de elementos propios de la región según las costumbres propias de quienes intervienen en las distintas instancias de su producción y comercialización.

Los promotores de la iniciativa lograron la aprobación luego de un arduo trabajo que duró más de un año y medio en la Legislatura provincial, donde el proyecto fue modificado y consensuado entre legisladores, ciudadanos y las propias organizaciones.

La comunidad llevó a la práctica la iniciativa popular, una herramienta de democracia semidirecta, que hasta el momento era solo un derecho ciudadano reconocido en la constitución provincial, pero nunca ejercido.

El esfuerzo de recorrer con convicción y constancia el camino de la presentación de una iniciativa originada en la comunidad, impulsar su reglamentación, buscar el debate y el consenso y seguir un recorrido alternativo al habitual de los proyectos monopolizados por los legisladores es también un hecho que debe destacarse.

Se ha dejado una huella marcada para que diversas propuestas orientadas al bien común puedan concretarse.

Tal es el caso de otras dos iniciativas populares que se generaron en la región patagónica. Una es la Audiencia Pública Juvenil Anual, impulsada en el nivel municipal en Bariloche por la Fundación Gente Nueva, Vecinos por la Carta y el Grupo Educación Bariloche, que pretende instalar un espacio político para que los jóvenes puedan expresar sus necesidades y proponer soluciones a las autoridades locales.

La segunda es la Reserva Urbano Ambiental sobre la Costa del Canal Beagle, en Ushuaia, impulsada por Fundación Participación Ciudadana y otras organizaciones locales, que busca instaurar un sistema de protección ambiental en el fin del mundo.

Son ciudadanos que están actuando allí donde encuentran vacíos que la gestión política no cubre, sin centrarse en la protesta para incidir con propuestas concretas construyendo políticas públicas en un marco de plena democracia y participación". (LA NACIÓN)

Comentá la nota