Desplazaron al funcionario de Gualeguay que exhibió un arma a grupo de vecinos

En medio de un escándalo que crecía, el intendente Luis Erro resolvió finalmente, desplazar de su cargo a Juan Carlos Haiek, luego de los incidentes ocurridos en el puerto en el que el funcionario exhibió un arma de fuego ante los vecinos.
En contacto con Gualeguay al Día el jefe comunal dijo que el conflicto municipal primero y una reunión con Aníbal Fernández después, le impidieron tomar contacto rápido con los hechos. Fue una forma elíptica de contestar las duras críticas de la oposición que habló de ‘vacío de poder’ ante la indecisión oficial. "En lo que pasó están involucrados tres empleados municipales y el administrador del puerto –expresó- con hechos de violencia inusitada y fuera de lugar.

El intendente no puede consentir que personas tomen palos y quieran agredir a una persona. Las protestas se deben realizar por los canales correspondientes. También, sobre el arma estoy en desacuerdo. Un funcionario público nunca puede tener un arma, nadie en realidad. Esto se lo expresé al administrador".

Erro contó que Haiek le dijo que "al arma la había llevado hacía un mes y la tenía en un cajón para vendérsela a uno de los ganaderos. La tenía ahí y ante la situación de desesperación la sacó y apuntó con el arma descargada, para que los hechos no pasaran a mayores. Pero el problema es que ahí no podía haber una arma, eso no lo puedo sostener. Haiek admitió que quizás fue un error tenerla ahí".

El titular del DEM dijo que "consensuamos con él su renuncia, porque fue el único funcionario que presentó su renuncia dejándola a disposición mía. Reitero, lo consensuamos porque tenemos buen trato. Incluso nos solidarizamos en cuanto a su función específica en el puerto, porque se están haciendo cosas allí". En este sentido el jefe comunal anunció que en pocos días se confirmará una inversión importante para el puerto que creará 100 puestos de trabajo.

Incómodo ante el escándalo advirtió que "no fue una reacción de la gente, es lo que tengo entendido. Esta familia estaba molesta por la administración. Siempre que el municipio perjudica intereses privados hay una reacción. ¿Cuestiones políticas? No sé, me parece que económicas. Haiek ha tenido que ir a la Dirección de Puertos muchas veces por otro embarcadero que se ha querido instalar. Hay un conflicto abierto con Chamot por un embarcadero que no cuenta con autorización de Vías Navegables. Hay ciertos intereses de otro tipo".

En relación a los manejos sospechosos, especialmente los durmientes, Erro enfatizó que "Haiek ha presentado toda la documentación mes a mes. Pero cada camión que salía del puerto entraba por el otro lado. Esto lo puede decir cualquiera que maneja el camión en la municipalidad. Este manto de sospechas sí es una cuestión política, porque hasta involucra a empleados municipales. Que lo denuncien".

Finalmente, el jefe comunal evaluó como "muy buena la gestión de Haiek en el puerto. Ahora hay que dejar actuar a la justicia, pero le tengo que creer a Haiek cuando dice que lleva el arma para venderla y no para usarla. Aunque tener un arma en una oficina pública no está bien y no se puede sostener".

Comentá la nota