Se despidió Sorín

El jugador argentino dejó el fútbol en un partido homenaje entre Cruzeiro y Argentinos Juniors. "Este es un momento increíble, acabar así con una fiesta solidaria y mi familia en el campo", dijo "Juampi".
Juan Pablo Sorín, de 33 años, se despidió este miércoles oficialmente del fútbol con un partido amistoso en el que su último club, el brasileño Cruzeiro de Belo Horizonte, venció 2-1 a Argentinos Juniors, el cual lo lanzó profesionalmente.

Sorín, que defendió a los dos equipos, salió al campo del estadio Mineirao de la ciudad de Belo Horizonte acompañado de sus padres y hermana, su esposa y su pequeña hija.

La apertura fue del volante de apoyo Bernardo, a los 52 minutos, y el segundo azulado fue del ecuatoriano Guerrón, tras incursión en el área y eludir al arquero, a los 65.

Antes del partido, "Juampi" dejó sus huellas en placas de arcilla para ser depositadas en la "vereda de la fama" del escenario del club de la Raposa (zorro) y tras agradecer en el campo con un micrófono, recibió una espectacular ovación de la fanática torcida cruzeirense, que le vivó gritando su nombre.

La asistencia cumplió acudiendo al Mineirao con canje de un kilo de alimento por el ingreso y se esperaba reunir una 100 toneladas, cuyo destino benéfico iba a decidir el propio Sorín, que puso fin a 15 años de carrera.

El retiro de Sorín se anticipó debido a las repetidas lesiones musculares y la falta de forma física ideal. Su decisión fue a fines de julio tras jugar apenas seis partidos en siete meses.

Comentá la nota