¿Despedida o lanzamiento de campaña?

El Ombudsman santafesino hizo un balance de sus cinco años de gestión ante un centenar de periodistas, que pareció el lanzamiento de su campaña personal como diputado nacional o algún cargo vacante.
La Defensoría del Pueblo destacó la tarea periodística, en un acto realizado al cual fueron convocados los medios de prensa, donde además se entregaron diplomas a periodistas, en su mayoría de la ciudad de Santa Fe y donde llamativamente no se reconoció a las radio FM ni a la mayoría de los medios gráficos.

El CPN Carlos Bermúdez, en su discurso en el salón del complejo La Ribera, realizó un repaso de sus cinco años de gestión que finaliza, destacando su labor y logros personales. Además, se presentó el nuevo diseño de la página web de la Defensoría, donde los ciudadanos pueden realizar distintos tipos de trámites.

La ocasión sirvió para hacer entrega de tres libros (dos de ellos terminan de salir de la imprenta) y un folleto supuestamente de la Defensoría pero que tiene más grande el nombre del funcionario que el organismo al que representa, incluso con 6 fotos de su persona, como si fuera parte de una campaña publicitaria en pleno proceso electoral.

En el momento del brindis, Bermúdez habló de su militancia política al recordar en el día de la militancia, el regreso del general Perón después del exilio un 17 de noviembre de 1972. Narró que se encontraba con tres amigos más en Ezeiza y que tuvieron que correr de los militares e ingresaron a una villa, donde fueron recibidos amablemente por una familia que les permitió bañarse y hasta les dio ropa. Casi emocionado dijo: "Antes había pobres, pero mandaban a sus hijos con los guardapolvos almidonados. Hoy, si entro a una villa, no creo que me atiendan como en el año 1972". El funcionario hizo su mea culpa al sentenciar: "Desde la clase dirigente no hemos podido solucionar las diferencias sociales y esa es la deuda pendiente".

Mientras el gobernador Hermes Binner aún no anunció quién será el nombre propuesto para ocupar la vacante de Bermúdez, Liliana Loyola quedó a cargo hasta que se designe al nuevo defensor del pueblo.

El defensor del Pueblo se desempeña a través de la Defensoría, un organismo descentralizado, unipersonal e independiente, con autonomía funcional y autárquica financiera, que no recibe instrucciones de ninguna índole, con funciones de control extrapoder. Protege los derechos fundamentales del individuo y los intereses colectivos de la comunidad contra actos irregulares, arbitrarios, ilegítimos, discriminatorios o negligentes de los funcionarios de la administración pública.

Sin perjuicio de presentar la denuncia de hechos delictuales, básicamente el defensor del Pueblo efectúa recomendaciones a los funcionarios, propone la modificación de normas legales, efectúa críticas y amonestaciones y hace pública su labor a través de informes. Ejerce la defensa del individuo y de la comunidad tanto en el plano de los derechos fundamentales, derechos económicos, protección del consumidor, como en los intereses difusos.

Fuente: SM

Comentá la nota