Desocupados de la pesca ocuparon por varias horas la Subsecretaría de Gobierno reclamando los subsidios prometidos

Trabajadores desocupados de la Pesca ocuparon pacíficamente por varias horas las oficinas de la Subsecretaría de Gobierno en reclamo por los subsidios prometidos por el Gobierno Nacional y gestionados a través del Municipio . También pretendían ver quienes eran los que lo cobrarían, razón por la cual reclamaban le mostraran el Padrón respectivo
La ocupación no solo hizo que Fernando Gauna se trasladara a la antesala del despacho de Pulti a atender las audiencias prevista, sine que movilizó a efectivos policiales prestos a intervenir si el caso se salía de cauce.

El doctor Juan Bruzone, integrante del equipo de trabajo de la Coalición Cívica fue uno de los quien mas se movilizó y representando a los manifestantes, se reunió con Gauna, logrando acercar las partes que finalmente se retiraron pacíficamente del las oficinas del Subsecretario de Gobierno

Christian Cousiño representante de los Autoconvocados en diálogo con el Retrato de hoy explicó que la protesta se concretó en reclamo “ a que se bajen los Padrones por parte del Ministerio de Trabajo de Nación, pero en realidad los que hicieron todo el trabajo previo fue la gente de la Secretaría de la Producción. El Convenio fue firmado por el propio Intendente y los subsidios para los desocupados de la Pesca siguen en trámites. Ahora nos dicen que están, pero nadie termina con nuestro peregrinar que lleva más de tres meses “

Confirmó que “sabemos que han llegado subsidios para los trabajadores de Barilari y otro sector que son obreros de la pesca. A nosotros nos corresponden 350 de los mas de 2100 que llegaron en las últimas horas. Hoy lo que tienen que hacer es mandar los Padrones para verificar que los compañeros estén en condiciones para poder cobrarlo, y no lo hacen”

Los trabajadores cansados de las promesas y movilizados por la bronca se llegaron al Cuarto Piso de la Municipalidad y tomaron la oficina de Fernando Gauna, siendo la gran mayoría mujeres, las que incluso llegaron con sus bebés de meses.

Luego de intensas y nerviosas reuniones, los trabajadores aceptaron retirarse del lugar, con la promesa que en los primeros días de la semana próxima comenzarán a cobrar el bendito subsidio que les permitirá, al menos, vivir dignamente por unos días, conocer el Padrón en el que figuran quienes son las 151 personas que se verán beneficiados

Comentá la nota