Desocupados de Caleta coparon edificio del Concejo y analizaban última oferta

Hasta el cierre de esta edición, el sector de desocupados que habían cortado la ruta Nacional 3 durante el fin de semana se mantenían en el edificio del Concejo Deliberante analizando el ofrecimiento del Ejecutivo comunal de ayuda alimentaria y subsidios. Los ingresos a esta ciudad estuvieron despejados en toda la jornada.
El ofrecimiento se mantuvo en los 300 pesos en vales alimentarios, entre 400 y 500 pesos en efectivo el jueves y entre 300 y 400 pesos por quincena hasta que el municipio logre ubicarlos en alguna obra pública para que trabajen.

Los funcionarios municipales aguardaron hasta las 15, aproximadamente, que la agrupación de desocupados les entregara el listado de todos ellos. Allí se dieron con la sorpresa de que en lugar de 62 personas -como alegaban que eran en un comienzo y 74 el fin de semana- el padrón de integrantes de la agrupación había ascendido a 109.

Analizando los nombres, cruzando datos con las listas de otras agrupaciones que habían protestado en los últimos meses, los representantes del Ejecutivo se dieron cuenta que había varias irregularidades.

"Hay varios menores", contó la concejal Iris López -a cargo de la Intendencia-, recordando que el requisito de ser mayor de edad es porque luego serán incluidos en trabajos de obras públicas. "Y además, se dan casos en que hay grupos familiares enteros", acotó el secretario de Hacienda, Santiago Cao.

"Para colmo no quieren que se les hagan los estudios socio-económicos pertinentes para que se les dé la asistencia alimentaria y laboral", dijo Ricardo Olivera, secretario de Acción Social.

En el listado se observan "casos de cinco hermanos, que quieren acceder a los subsidios", también comentó López.

PRETENCIONES

Ante estas dudas de los funcionarios, el vocero desocupado se mantuvo inflexible. "Si no los incluyen a todos en la lista volvemos a la ruta", amenazó Cristian Navarro, esperando en el pasillo.

También reconoció que "no queremos que nos hagan el estudio socioeconómico porque estamos esperando trabajar", argumentando que para los subsidios no hace falta hacerlo.

Sobre los menores de 18 años, la idea de Navarro es que el municipio "los tenga" auxiliándolos con subsidios hasta que tengan la "edad suficiente" para que los incluyan en algún trabajo. En definitiva, el vocero de los piqueteros dijo "que a ellos (los funcionarios) no les tiene que importar nada si son familiares, o si son menores, necesitamos trabajar".

A todo ello, el edificio del Concejo Deliberante estaba copado por los manifestantes, habían algunos parados en el ingreso principal, pero otros montaron guardia por las puertas laterales y traseras, otros estaban sentados en los pasillos y en el hall de entrada.

De todas formas, también dentro de las oficinas y en la puerta principal había varios policías custodiando el edificio de manera preventiva.

TENSIONES

Por otra parte, el jefe de gabinete municipal, José Alvarez, coincidió con otros funcionarios en que los piquetes de las últimas jornadas han tenido una "continuidad sospechosa" de que la oposición política esté detrás de tales acontecimientos.

El titular de la jefatura de gabinete relató que "el sábado a las 4:30 de la madrugada, estábamos junto al secretario de Gobierno Carlos Martínez, esperando comunicarnos con los voceros del grupo que aceptarían la propuesta previamente emitida por la comuna. A esa hora me llamó el comisario Pintos, y me expresó que los piqueteros le habían solicitado que debíamos retirar una contrapropuesta del despacho del concejal Facundo Prades".

"Esa contrapropuesta había sido elaborada en tal sitio, minutos antes de la comunicación. Esto nos llama poderosamente la atención, más aún teniendo en cuenta que el grupo de Navarro y Silva, habían accedido a levantar el corte de ruta tras dialogar con la concejal Iris López, Carlos Martínez y yo mismo", reseñó.

Por último, Alvarez trajo a colación que los hechos son "elocuentes" sobre la "direccionalidad" de la protesta. Por ello, exhortó a los líderes de la oposición a "reflexionar", dado que, aseguró, "existen elementos que vinculan tanto a Prades como a Eduardo Costa con la permanencia de los conflictos".

Dirigencia radical niega que haya promovido piquetes

Dirigentes radicales y del socialismo de esta ciudad se manifestaron "profundamente indignados" por las acusaciones de varios referentes del oficialismo local en el sentido de que estarían promoviendo políticamente los cortes de ruta de las últimas semanas y "atentando contra la paz social".

En conferencia de prensa realizada ayer a las 18 en el Comité de la UCR, el presidente del mismo, Oscar Mera, rechazó de plano las acusaciones: "de hecho no compartimos el método de cortes de ruta", afirmó.

"Esto ha sido una maniobra política urdida por el gobierno comunal ante la eventualidad de perder las elecciones según las encuestas", opinó luego el convencional partidario, Carlos Prades, ex senador nacional y padre del concejal Facundo Prades. El edil, precisamente, fue uno de los principales señalados por el oficialismo de estar "maniobrando" políticamente con los piqueteros, de acuerdo a las expresiones de los justicialistas Iris López, Osvaldo Cabrera, Rubén Contreras, Eugenio Quiroga, entre otros. Pero ayer no participó de la rueda de prensa porque, según explicaron, se encontraba en los estrados judiciales realizando una denuncia por "calumnias e injurias".

"MANIOBRA"

"Jamás el radicalismo podría estar a favor de la ilegalidad", dijo Carlos Prades, para manifestar su desacuerdo con los cortes de rutas, y acusó que "esta maniobra del oficialismo lo único que hace es crispar a la sociedad".

"Es más –dijo– el problema social se le ha tratado de endilgar al concejal Prades", agregó el progenitor.

Cuando se le consultó si su hijo estuvo hablando con los piqueteros este fin de semana, Prades contestó: "Yo no sé si estuvo, pero si hubiera estado qué problema hay", y dio ejemplos de cuando él fue legislador nacional y se reunía con "(Néstor) Pitrola, o (Raúl) Castells", para dialogar.

Reiteró enfáticamente que "la maniobra (del Ejecutivo comunal y del PJ) es muy grave". Argumentó que la UCR "fue un partido que siempre ha estado a favor de la ley" y que "la existencia de la dádiva y del asistencialismo" es responsabilidad de este gobierno justicialista ya que ello "no se le puede achacar" a los partidos del Frente Cambiemos para Crecer al "problema social" porque "nunca ha sido gobierno en Santa Cruz".

En la conferencia también participó el diputado nacional Juan Acuña Kunz y el candidato en tercer término por el mencionado frente opositor, el socialista Walter Cifuentes.

Comentá la nota