Desempleo: Campo quiere usar reservas para obras públicas

La desocupación es un flagelo que está a la vuelta de la esquina. La caída del empleo ya se nota en La Pampa y se hace necesario poner en marcha la obra pública para que motorice la economía.
“Es cierto que hoy la provincia de La Pampa tiene reservas, pero van a tener que ser destinadas a generar obra pública porque se nos están cayendo puestos de trabajo”. La definición le corresponde al vicegobernador Luis Alberto Campo, después de presenciar la apertura de la licitación para la pavimentación de 150 cuadras en 25 de Mayo.

En la edición de ayer este diario había advertido sobre la situación que ya preocupa a las autoridades y naturalmente a los gremios, porque tanto en el sector de la construcción como en el mercantil se perdieron muchos puestos de trabajo en las últimas semanas, en parte consecuencia de la crisis financiera mundial, pero también de un contexto nacional y provincial que salta a ojos vista.

Ayer el vicegobernador le pidió entendimiento a los gremios. No les pido paciencia porque eso es difícil pedirlo, les pido que entiendan. Es cierto que hoy la provincia de La Pampa tiene reservas, pero esas reservas van a tener que ser destinadas a generar obrar pública porque se nos están cayendo los puestos de trabajo”, ratificó al hacer referencia a la situación conflictiva entre el gobierno provincial y los gremios estatales.

Preocupación por los números.

Campo dijo no tener “certeza de los fondos que pueden venir desde el nivel nacional. Todos sabemos que los precios de los comodities, donde el gobierno nacional tenía el mayor dinero fruto de las retenciones cayeron y también cayó el valor del petróleo. Al frenarse la actividad económica hará que haya menos ingresos brutos, menos impuesto al valor agregado, menos impuesto a las ganancias, todo eso se coparticipa, así que es probable que recibamos menos”.

También se mostró preocupado y “mucho que se haya lanzado el presupuesto en tiempo y en forma por la Nación, y se está cerrando en un momento económico completamente distinto al momento que se lo elevó. Vamos a ver como cierra y de ahí veremos qué hacemos nosotros que tenemos en nuestro presupuesto el 40 % de ingresos nacionales. Hay que ser cautos, nosotros sabemos que las sumas que el trabajador reclama que se pase al blanco de su salario es necesario porque afecta a su jubilación, pero también es cierto que vamos a tener que poner un poco de cada parte y tomarse un plazo y decir “lo haremos en determinada cantidad de tiempo’. Yo no soy quién para decirlo, pero sé que nuestros gremios escuchan atentamente, saben que la provincia siempre pagó en tiempo y en forma... si hay errores, seguro que hay errores, pero hagamos el esfuerzo por trabajar juntos”.

Otros temas.

Sobre la falta de anestesistas y médicos especializados en 25 de Mayo, donde por el “boom” petrolero en dos años se pasó de tener 4.000 mil habitantes a 12.000, Campo indicó que “es el punto crítico de todo el país”.

Razonó que “los anestesistas son un grupo muy cerrado donde los que lo manejan son muy pocos y es insuficiente el número de jóvenes que pueden terminar esa capacitación. Lamentablemente la provincia de La Pampa trató de generar una especialización y no tuvo los resultados esperados”.

Con respecto a la carencia de personal de enfermería expresó que “personalmente he tratado de que algún personal de la ley 2343 (ex Planes Entre Nosotros) se capacite como enfermero y no tuve una respuesta positiva. Es cierto que ser enfermero no es sólo tarea de vocación sino que es un oficio muy duro, es el que hace toda la parte sucia y la parte sicológica del enfermo. Entonces en el corto plazo es un problema que no tiene solución”, estimó.

Casa de Piedra.

El vicegobernador informó que entre el 7 y 8 de noviembre se estará licitando la estación de servicio para Casa de Piedra. Agregó que “se están designando los cargos de las personas que van a conducir el proyecto y estamos muy conformes y con muchas expectativas. Hay empresas de colectivos de larga distancia que piden utilizar ese punto como centro de trasbordo y de descanso, prefieren entrar al valle haciendo una parada en La Pampa y eso le va a dar un movimiento importante”, analizó Campo.

Finalmente contó que “se está terminando una de las piletas climatizadas y quienes compraron terrenos están construyendo a buen ritmo, y también hay gente que ha empezado a pescar desde la costa. Todo eso nos pone contentos con el proyecto”.

Desocupados por falta de obras públicas serían más de 1.700

Los empresarios de la construcción están "esperanzados" en que el plan de obras anunciado por el gobernador se implemente en forma rápida. Hoy, la preocupación de los constructores es mantener las fuentes de trabajo y la redeterminación de precios pasó a un segundo plano.

Pablo Pessi es miembro de la Cámara de la Construcción pampeana y reconoció que en su sector "ha bajado el nivel de ocupación sensiblemente", pero aclaró que no tiene los números exactos.

Entrevistado por Radio Noticias, dijo que los datos publicados, entre otros que desde diciembre de 2007 se han perdido 1.700 puestos de trabajo en La Pampa, responden al Instituto de Estadística y Registro de la Industria de la Construcción, que "se basa en los ingresos (de trabajadores al mercado) y no en los egresos, por lo que posiblemente sea más la gente desocupada".

El empresario también apuntó que "la obra privada en Santa Rosa, aparentemente, todavía no ha caído en cuanto al nivel de ocupación, sí ha caído la obra pública".

"Este año no se ha licitado el volumen de obra de años anteriores y estamos esperanzados en el nuevo plan que lanzará el gobierno. Hemos tenido alguna charla con el ministro de Obras Públicas y se licitará en los próximos días un extra-cupo de vivienda (alrededor de 500 del Plan Federal), aparentemente el tema del acueducto está bastante avanzado y para el año que viene el gobernador ha anunciado un montón de obras".

-Pessi, ¿la industria de la construcción pampeana está atada a la obra pública para poder subsistir?

-En Santa Rosa hay mucha obra privada y esperamos que se sostenga.

-¿En qué quedó lo de la redeterminación de precios de la obra pública?

-Seguimos cobrando los mismos valores con la redeterminación del Indec, lo que pasa es que en este momento el tema más importante es tener trabajo que recuperar lo perdido. Las empresas están preocupadas porque haya continuidad de trabajo. Al no haber tanto trabajo los precios se han calmado en cuanto a aumentos. La mano de obra aumentó fuertemente en abril, hubo un pequeño toquecito en julio y ahora en octubre otra vez, y en los materiales no vemos los aumentos que teníamos hasta mitad de año.

-¿Cuál es el valor promedio de un metro cuadrado de construcción privada?

-Debe estar hoy en dos mil pesos.

-¿Y cuánto cobra, promedio, un trabajador de la construcción?

-Un oficial, de bolsillo debe estar en 1.900 pesos.

-Es decir que el metro cuadrado vale más que el sueldo del operario.

Comentá la nota