Desde la Sociedad Rural Jujeña destacan la necesidad de que se utilicen animales de la provincia en el ‘feedlot’

Nuestro medio entrevistó en forma exclusiva al Presidente de la Sociedad Rural Jujeña, Rubén Grosso, quien analizó las ventajas que traerá la implementación de un ‘feedlot’ en la zona del ramal, destacando la necesidad de que se tomen animales de la provincia, para que el proyecto otorgue beneficios a la ganadería local.
Grosso manifestó que "recién se hizo una sola reunión, donde se han tratado y se han visto temas legales, la constitución de un fideicomiso y cómo la nación depositaría el dinero, no a la Provincia sino a una sociedad mixta, donde tenga que intervenir también la parte privada. Sobre el proyecto productivo no hay nada concreto, como para poder ponerlo sobre la mesa y discutirlo".

A esto agregó que "la alternativa del feedlot en la provincia es interesante, pero evidentemente hay que corregir cosas que se han planteado verbalmente, y que habría que ajustar alguna clavija. Pero, en rasgos generales, el feedlot es una alternativa interesante para la provincia".

En cuanto al desarrollo del proyecto en la provincia, "lo que está planteando la Sociedad Rural jujeña es que se tomen animales de la provincia. Para que este proyecto traiga beneficios para la ganadería de la provincia, derrame tecnología y todo lo que trae una gran inversión, debemos incorporar la producción jujeña al feed lot. Es decir, llenarlo primero con animales de la provincia y, si nos sobra lugar, traer animales de Santa Fe: eso es un punto fundamental que estamos planteando".

En lo que hace a la administración, "nosotros pensamos que debe ser una administración privada".

Respecto al ganado en Jujuy, "nosotros tenemos 100.000 cabezas acá, de las cuales 50.000 son vacas, que se tiene un promedio de destete bastante bajo: estamos en un 50%. Eso nos da más o menos unos 25.000 terneros, entre machos y hembras".

Por lo tanto, "deberíamos tener, en principio, unos 10.000 o 15.000 animales por año para incorporar, de productores jujeños. Esto involucraría a todos los pequeños productores, y lo que sería más interesante es incorporarlos con algún sistema de recolección de la ternerada, para que podamos volcar todo esto nuevo que se pueda traer a esos productores".

Relativo al destino de esta producción, "esa es otra cosa que está en discusión, y sería un punto fundamental, porque todo depende del negocio que se plantee. Nosotros pensamos que el negocio puede ser mixto, con producciones para la parte local y para la exportación, pero siempre cuidando de proteger a la producción jujeña. Si se exporta el cuarto trasero, como se exporta normalmente, eso puede producir una baja de precio en el resto del animal, lo cual perjudicaría a la producción jujeña".

Es por eso que "habría que instrumentar o articular algunas cosas para que, en vez de hacer una competencia ‘desleal’ con la producción jujeña, motive e incentive más nuestra producción".

En lo que se refiere a los recursos humanos, "todo va a depender de la envergadura del feed lot: en principio el Gobernador había dicho 40.000 animales, y tenemos un número importante de mano de obra que se tomaría de la provincia; pero esos serían directamente los que están vinculados al proyecto".

Acerca de la infraestructura tipo de un feedlot, "son primero corrales, donde están encerrados los animales, con comederos y bebederos. Son corrales grandes, más o menos para 200 animales, con calles centrales para distribuir la alimentación, con silos para guardar los granos, con tractores también para distribuir los alimentos de los animales, y además pozos de agua. Son pequeñas cosas que hay que ir solucionando, que todavía no está la solución técnica, pero que son posibles solucionarlas".

Por último indicó que "en principio se instalaría en el área del ramal, porque ahí se tienen dos insumos que podrían servirnos para la alimentación de los animales, que serían el bagazo de citrus, que es el más importante, y la caña de azúcar".

Comentá la nota