Desde el sector político también criticaron el Presupuesto ¿Participativo?

La escasa concurrencia de vecinos a las asambleas por el Presupuesto Participativo en el Partido de General Pueyrredon, y que ya había sido advertida por los propios fomentistas a 0223.com.ar, ya se tradujo a un número concreto: apenas 650 personas asistieron a las reuniones organizadas por la Municipalidad para buscarle un destino a los $ 5 millones otorgados al PP.

Al respecto, los concejales de la oposición consideraron que la falta de metodologías para convocar a la gente, el escaso margen que hubo a la hora de votar las obras a realizarse y el exiguo monto destinado para tal fin, “atentaron contra una herramienta valiosísima”. “Fue una cosa improvisada y mezquina, una vergüenza que forma parte de este afán anunciador que tiene el Intendente Pulti”, criticaron.

Desde el bloque de Coalición Cívica, la edil Leticia González manifestó: “No quiero decir que tenga la capacidad de adivinar el futuro, pero nosotros dijimos que la participación no es magia, sino una convicción, y para que eso se traduzca en un hecho público, hay metodologías de específicas que deben aplicarse”.

“Esto –continuó- lo advertimos cuando tuvimos una única reunión con el Secretario de Hacienda, Mariano Pérez Rojas. En esa oportunidad dijimos que había que generar mecanismos de convocatoria, reconfirmar la participación de la gente y llevar a cabo una serie de estrategias para que todos acudan”. “Pero nada de esto se hizo, y no podemos pensar que un proceso de PP se define en 4 meses”, indicó.

En ese sentido, la concejal aseguró que “fue una cosa improvisada, mezquina y una vergüenza que forma parte de este afán anunciador que tiene el Intendente; es una más de las excelentes oportunidades que se desaprovechan”.

En tanto, sostuvo que ahora están a la expectativa de que “la gestión sea respetuosa de no hacer un anuncio grandilocuente con la participación de la gente”, y opinó que “otra cosa que va a pasar es que los proyectos no representarán a la mayoría de la gente de los barrios”.

Por último, adelantó que, una vez iniciado el año 2009, “se hará un análisis evaluativo de lo que fue todo el proceso en función de sugerir mejoras con vistas al futuro”.

Por su parte, el concejal de la UCR, Walter Malaguti, afirmó que la escasa afluencia de vecinos a las asambleas es consecuencia de “la presentación pobrísima que se ha hecho del proceso y que, en definitiva, termina atentando contra una herramienta que bien utilizada, es verdaderamente extraordinaria”.

Asimismo, fue crítico con “el poco margen que tenían las personas para tomar decisiones”. “Quizás, si se hubiese buscado algún otro esquema más abierto, se hubiera logrado más compromiso de la ciudadanía”, aportó.

“Cada vez que uno convoca a la gente para algo, tiene que tener mucho cuidado para qué la convoca, porque sino se genera frustración”, añadió.

Y disparó: “Se hizo una convocatoria un tanto apurada porque había que demostrar que se estaba participando y, en la práctica, eso no es más que un barniz de participación, que a lo sumo puede dejar satisfecho a los funcionarios pero ni remotamente a la gente”.

A su turno, el edil del FpV- CP, Ricardo Alonso, consideró que “el hecho de que hayan participado un poco más de 600 vecinos es lamentable”, hecho que adjudicó a la “poca amplictud de convocatoria y al exiguo presupuesto asignado”. “El escaso grado de participación responde a que los vecinos no estuvieron conformes con la forma en la que se fue implementando el PP”, razonó.

En esa línea, subrayó que “sirve como prueba piloto, que es lo que fue, pero si se tienen en cuenta los defectos que hay para una próxima oportunidad, como la participación excesiva de funcionarios municipales”.

“Esto tiene que pasar estrictamente por los vecinos, y no como sucedió en Sierra de los Padres, en donde los funcionarios intentaban influir en la decisión de la gente”, finalizó.

Comentá la nota