Desde la provincia desmienten conflictos en el sector penitenciario

Leandro Corti dijo que las versiones brindadas por guardiacárceles anónimos plantean un "panorama inexacto que no se condice con lo acontecido". Reconoció un forcejeo entre un interno de Piñero y dos agentes, pero minimizó las consecuencias. Dijo que se hizo la denuncia correspondiente y que desde la gestión hay un "compromiso de acompañar los reclamos que son legítimas por parte del personal".
El jueves por la tarde se conoció la existencia de un conflicto en la Unidad Penitenciaria Nº 11 de Piñero. Allí, dos agentes habían resultado lesionados cuando trasladaban a un interno del pabellón 3.

El hecho ocurrió, pero las versiones cruzadas residen en el alcance y las consecuencias de esa refriega.

Leandro Corti, secretario de Asuntos Penitenciarios de la provincia, desmintió la version dada por agentes carcelarios que hablaron con los medios sin precisar su identidad. "No aconteció una tentativa de homicidio como se planteó", dijo el funcionario que sí reconoció un forcejeo "que por suerte no hubo que lamentar consecuencias indeseables".

Tras el hecho, "nos pusimos a disposición de los empleados, se tomaron las medidas disciplinarias que corresponden y se hizo la denuncia penal", enumeró. Y remarcó que "todas las otras cuestiones que se ventilaron nada se condicen con lo que aconteció en la realidad".

Corti dijo que "claramente somos los primeros en enfatizar todas las medidas de seguridad para poder garantizar el resguardo físico y psicológico del personal", por lo que recordó que "el estilo de esta gestión, desde el inicio, ha sido plantear canales de diálogos con todos los actores institucionales y el personal". Por lo que manifestó que tras la refriega "las autoridades se hicieron presentes, me hice presente en la Unidad, se evacuaron todas las inquietudes, se escucharon los planteos del personal y desde la gestión se planteó un claro compromiso de acompañar las cuestiones que son legítimas por parte del personal".

Comentá la nota