Desde el lunes viajar en taxi será un 17% más caro

La reunión comenzó tensa pero se aplacó con el correr de los minutos. Los números iniciales de ambas partes quedaron a mitad de camino. La pulseada se había iniciado con un pedido del 35 por ciento de aumento de la Cámara de Propietarios de Taxis (Catarata) y un estudio oficial que determinaba que la suba no podía superar el 9.
Después de tres reuniones y algunos retoques en la estructura de costos, la polinómica arrojó un 17 por ciento de incremento, a mitad de camino entre ambas posturas.

"Al principio fue un poco tirante pero después fueron entendiendo. Yo les recordé que la polinómica se instituyó para terminar con los caprichos de ambos lados: del propietario del taxi que pide un aumento al boleo y del funcionario municipal que decide arbitrariamente cuál es la suba", afirmó el concejal radical Gastón Massari Copes, presidente de la Comisión de Obras y Servicios Públicos.

"Si bien no estamos del todo conformes, lo aceptamos porque es menos de lo que pedíamos pero más de lo que nos habían ofrecido al principio", sostuvo Carlos D'Onofrio, secretario de la Catarata.

Bandera.

Ambos participaron de la reunión de ayer, en el recinto del Concejo Deliberante, entre los ediles de la comisión y la entidad que representa a los licenciatarios. El encuentro comenzó a las 18 y se extendió hasta las 20. ¿El resultado? A partir del lunes que viene, la bajada de bandera pasará de 3 a 3,50 pesos; mientras que la ficha se irá de 17 a 20 centavos, cada noventa metros. Se trata de una suba del 16,8 por ciento, tal cual lo establecido por la fórmula polinómica creada meses atrás por ordenanza.

Pero el principal reclamo de los taxistas es que la polinómica, si bien ajusta el precio en función de la inflación, comenzó a aplicarse sobre lo que consideran una tarifa muy deprimida. "Seguimos sin rentabilidad", manifestaron. "Nos vamos a seguir juntando en febrero, porque la polinómica es perfectible, pero les pedí que se comprometan a mostrarnos sus ingresos. Si sólo vemos los gastos, no podemos saber si el servicio es rentable, entonces les pedimos que la comuna tenga acceso a su sistema de GPS o al control de los tickets. Queremos un servicio 100 por ciento transparente", planteó el concejal.

Hasta junio.

La próxima actualización vía polinómica se realizará exactamente seis meses después de la que se aplicará el lunes. "El incremento no será como este, puesto que al actualizarse periódicamente el salto será mucho menor", adelantó el edil.

Para entonces, es posible que esté aceitado otro de los mecanismos que las partes tienen pensado incorporar: la participación de agentes externos, como el Consejo Federal de Inversiones (CFI) o la Universidad Nacional de La Pampa (UNLPam) en la revisión de la fórmula polinómica.

Massari Copes ya tiene listo un ante-proyecto de ordenanza que pretende continuar avanzando en cambios sobre el servicio de taxis. Ayer, invitó a la Catarata a reunirse durante enero para analizar la iniciativa, que, entre otros puntos, busca que los propietarios de las licencias trabajen en los taxis y no posean los permisos como una inversión financiera.

Comentá la nota