Desde Litoral Gas informaron que el aumento del insumo no es tarifario.

El gerente de la firma distribuidora, Aníbal Paradiso, manifestó que los incrementos pertenecen a un fondo fiduciario impuesto por el Ejecutivo nacional. La medida afectará al treinta por ciento de la población residencial que consuma más de mil metros cúbicos por año.

Si bien en los matutinos porteños se anunciaba la semana pasada un aumento en la tarifa del gas desde la firma Litoral Gas se manifestó que las subas en el suministro no son tarifarias sino que corresponden a aumentos nacionales que se trasladan a la factura del cliente.

Ante la incertidumbre y el enfado que los aumentos en los suministros generan en la población la empresa distribuidora de gas hace saber que los incrementos en las boletas obedecen a una resolución adoptada a nivel nacional para los grandes usuarios, por este motivo la suba se aplicará sobre el excedente de los mil metros cúbicos por año.

El Gobierno Nacional, a través del decreto 2067/08, dispuso la creación de un fondo fiduciario para financiar las compras de gas natural que se realizan en el exterior.

De la misma manera, el Ente Nacional Regulador del Gas, dispuso, por resolución, que se le cobre a los usuarios que consumen más de 1000 metros cúbicos un cargo adicional para financiar dicho fondo.

A fin de informar a la ciudadanía sobre la aplicación de este incremento LA OPINION se contactó con Aníbal Paradiso, gerente de relaciones institucionales de Litoral Gas. “En este momento lo que se está incorporando es el fondo fiduciario creado por el Ejecutivo nacional a través del Decreto Nº 2067/08 y la resolución de Enargas Nº 563/08 y Nº 615/09. Este fondo fue creado con la finalidad de atender las importaciones de gas natural”, explicó Paradiso.

Aplicación de las subas

En cuanto a los aumentos el dirigente explicó que no afectará a la mayoría de los usuarios residenciales. En la resolución se hace una división en este grupo de clientes: R1, R2, y R3. En este sentido es importante aclarar que R1 es el que consume hasta 500 metros cúbicos; R2  entre 501 y 1.000 metros cúbicos, en la categoría R3 entran quienes consumen más de 1001 metros cúbicos.

Los usuarios nucleados en R1 y R2 no perciben cargos fiduciarios. “Esto significa que el 65% de nuestros clientes residenciales no avistarán cambios en los precios de las facturas”, señaló el gerente.

Los usuarios que están incluidos dentro de la categoría R3 registrarán un incremento cuyo valor se determinará por la cantidad de metros cúbicos consumidos. En este sentido cabe destacar que los R3 están subdivididos, a su vez, en cuatro grupos: R3-1 (1.001 a 1.250 metros cúbicos por año), R3-2 (1.251 a 1.500 metros cúbicos por año), R3-3 (1.501 a 1.800 metros cúbicos por año), y R3-4 (más de 1.800 cúbicos por año).

La resolución establece para los distintos grupos de R3 un valor determinado de aumento por metro cúbico consumido. Por este motivo es válido mencionar que al primer grupo se le cobrará un monto de 0,05 pesos; para el segundo 0,135; para el tercer grupo 0,19 y el último registrará una suba de 0,27 por metro cúbico consumido.

La medida afectará al 30 % de la población residencial que consuma más de 1.000 metros cúbicos por año.

La normativa, además establece, que las empresas distribuidoras actúen como agentes de facturación, percepción y depositen la recaudación en una cuenta oficial determinada por el decreto. “El impuesto viene decretado por el ejecutivo pero esto no significa que habrá un cambio en el cuadro tarifario. Los valores que se pagan a los sectores de la industria del gas y que figuran dentro de la factura son el transporte y la distribución que no han sufrido modificación alguna. Desde julio de 1999 Litoral Gas no ha tenido ningún cambio en el margen de distribución”, precisó Paradiso.

La facturación del suministro de gas es bimestral, por eso es importante manifestar que los que percibirán aumentos son los que consumen alrededor de 200 metros cúbicos cada dos meses. A modo de ejemplo el dirigente de la firma detalló: “Si en promedio el usuario consume esta cantidad de metros esto significaría un cargo fiduciario del orden de los diez pesos en el bimestre”.

Población disconforme

Desde mediados de 2008 el Ejecutivo anunció ajustes en los precios de los insumos. En el caso del gas, hubo un primer incremento de hasta 30% para residenciales, comercio e industria que consumen más de 800 metros cúbicos por año. El segundo –también para los que consumen más de 800 metros cúbicos– se autorizó a partir de noviembre, por un incremento en el precio del gas en boca de pozo. También se incluyó en este anuncio un recargo para alimentar el fondo fiduciario que costeará la importación de gas de Bolivia y de gas licuado de petróleo en barcazas.

La sumatoria de los aumentos, incluidas las multas que realiza la dirigencia a través del Programa de Uso Racional de la Energía (Pure) impacta directamente en los precios de las facturas y, consecuentemente, en el bolsillo de los consumidores.

Además en los últimos días las asociaciones de consumidores solicitaron que se derogue este sistema de castigos monetarios impulsados por el Gobierno.

En el suministro de energía eléctrica y de gas la generación de incrementos no es responsabilidad de las empresas sino que son producto de normativas establecidas y fijadas por el Ejecutivo nacional.

Para llegar a las categorías pasibles de aumentos no hace falta ser un cliente con uso intensivo del gas. Un hogar tipo, con dos estufas, cocina y calefón o termotanque ya llega a los 1.000 metros cúbicos por año. Para reafirmar esto habrá que esperar hasta el invierno, estación que se convertirá en un verdadero desafío para los usuarios.

Concientización

Litoral Gas es una firma que  implementa planes de concientización sobre el uso eficiente de la energía y, particularmente,  ofrece consejos y recomendaciones para  informar a la población sobre el monóxido de carbono. En torno a esta cuestión Paradiso explicó que la gente tiene clara conciencia de la peligrosidad de este gas. “La mala combustión de cualquier combustible fósil, no solamente del gas natural, produce monóxido de carbono, gas que puede ser letal. Con  relación al uso de este suministro se avista una dificultad, porque respecto  a otros servicios el gas es barato. Esto hace que la gente  derroche. Por eso en período de invierno  siempre recomendamos a la población que esté atenta y haga uso eficiente de este combustible.  Hay que recordar que  al  igual que la energía eléctrica, es un bien no renovable”, afirmó el gerente.

Comentá la nota