Desde el Pro advierten que es posible una alianza electoral con Villaverde

Desde el Pro advierten que es posible una alianza electoral con Villaverde
BROWN: La concejal Mirian Niveyro destacó las posibilidades que tiene la fuerza de “posicionarse como opción” al oficialismo y no descartó que los acuerdos alcanzados con el “peronismo disidente” en la provincia repliquen en Almirante Brown en una alianza con el villaverdismo. Además, cuestionó a la gestión de Darío Giustozzi y auguró que “su lentitud” no le permitirá mantener la mayoría en el Parlamento.
La edil de Propuesta Republicana (Pro) en el Concejo Deliberante de Almirante Brown, Miriam Niveyro, subrayó ayer las posibilidades que tiene su fuerza de “hacer una buena elección” en octubre y remarcó que los acuerdos que se den con el peronismo disidente a nivel provincial pueden tener su corolario en el plano local en una alianza con el villaverdismo y otros sectores del peronismo disidente.

Además, criticó con dureza la labor del gobierno de Darío Giustozzi durante su primer año y estimó que “su lentitud” e “inacción” será una de las causas por las que “no logrará mantener la mayoría” en el Concejo Deliberante.

En diálogo con este medio, la concejal aseguró que las expectativas con que esperan el cuarto domingo de octubre “son muy grandes”, y advirtió que ellas obedecen no sólo “al trabajo que se viene realizando” sino también a los beneficios que pueden traer las alianzas que Jorge Macri teje en la provincia con distintos sectores.

“Estamos expectantes porque sabemos que seguramente formaremos con parte del peronismo disidente un frente que se convertirá en una verdadera opción a la política del kirchnerismo”, manifestó.

En este contexto, no descartó que esa confluencia contra el adversario común pueda redundar en Brown en una alianza con el sector que conduce Jorge Villaverde u “otros que tampoco compartan el proyecto” que encabeza Néstor Kirchner.

“En cuanto a Villaverde se sabía que iba a volver al ruedo en algún momento. Sea que forme un frente con nosotros o no, se trata de un dirigente con mucha experiencia en política que de algún modo tiene la función de presentar una alternativa al oficialismo”, opinó la edil.

A diferencia del FpV, que pondrá once de las doce bancas en juego en octubre, tanto el Pro como los bloques de la Coalición Cívica y Unión Celeste y Blanco no buscarán ninguna renovación sino aumentar su representación deliberante. De ahí que, literalmente, en su apuesta electoral corran con la ventaje de tener todo por ganar y nada por perder.

Consultada al respecto, Niveyro auguró que todo el arco opositor tendrá “posibilidades de redondear un buen” comicio porque enfrente tendrá a un oficialismo al que calificó como “débil”, luego de su primer año de gestión.

“Nosotros no tenemos nada que perder mientras que ellos se juegan una mayoría que no creo que logren mantener a partir de lo que hicieron durante su primer año de trabajo”, disparó en referencia los seis ediles que necesita el ‘giustozzismo’ para llegar a contar este año en el Concejo con la mitad más uno.

Y agregó de inmediato que “si bien los objetivos planteados al principio” por la administración local “fueron muy buenos, nunca se cumplieron” y serán claves al momento de que “la gente tenga que votar”.

Comentá la nota