En Derqui La Fundación Nueva Luz avanza con la apertura de una nueva sede

La entidad, dedicada a tratar a personas con diferentes adicciones y trastornos, destinará el nuevo lugar a la internación de pacientes. Continúan con la organización de eventos para recaudar fondos. Empresas ya acercaron su ayuda para mejorar las instalaciones.
La Fundación Nueva Luz sigue avanzando en las tareas destinadas a la apertura de una nueva sede para la atención de personas que sufren de diferentes adicciones y trastornos.

Tras una serie de eventos benéficos, entre los que se destacó el Primer Torneo de Golf realizado en el Country Club Boca Ratón, la entidad ya se encuentra remodelando una casa que está ubicada en la localidad de Presidente Derqui.

La idea de los responsables de la Fundación es que allí se puedan internar los pacientes que precisen de un tratamiento más riguroso que el que se les ofrece en las otras sedes que posee la institución.

La nueva sede de la fundación está ubicada en la calle Moreno 1516 y Victorino de la Plaza. Cuenta con un predio de 800 metros cuadrados en los que se destaca una arboleda añeja y una piscina. La casa tiene unos 400 metros cuadrados cubiertos, una sala de usos múltiples, 8 habitaciones y pueden alojarse hasta 54 personas.

Hoy ya pueden recibir a 6 personas en las instalaciones gracias a donaciones provenientes del torneo de golf y al aporte de camas, colchones, sábanas, etc de personas que las donaron desinteresadamente.

La Dra. Rosa Walther, la Licenciada Gabriela Amerise y un equipo de trabajadores de la salud; enfermeras, médico clínico, psiquiatra, infectólogo ya están trabajando en la sede de la Fundación Nueva Luz.

Por otra parte, se está gestionando una línea de teléfono que será de uso exclusivo de la guardia de 24 horas.

Empresas solidarias

Asimismo la firma FPI Empresa de Seguridad, colocará un sistema de monitoreo de alarmas para salvaguardar a las personas y a los bienes de la Fundación y Pilar Hausing – Servicios Integral de Mantenimiento Técnico - se en cargará de las refacciones y reparaciones que la propiedad necesite.

Por otra parte aún faltan camas, colchones, ropa de blanco, vajilla, membrana para reparar el techo, mesas, sillas. Desde la Fundación apelan a los que deseen colaborar con esos utensilios para lograr equipar la nueva sede.

Comentá la nota