Denunciaron a la empresa Gualtieri por una presunta estafa.

La Constructora San Luis Sapem le compró 10 millones de pesos en cemento destinado a la construcción de un dique. Pero la firma ya cobró alrededor 7 millones y aun no entregó al material. Desde el lunes intervino Fiscalía de Estado.
El gobierno denunció en la Justicia Penal a la empresa Gualtieri por una presunta estafa que rondaría los siete millones de pesos. Ese es el monto que la firma ya habría cobrado como parte de un contrato total de 10 millones para la compra de cemento, material que aun no entregó.

El fiscal de Estado, Eduardo Allende, informó ayer que la firma Constructora San Luis Sapem, que tiene participación mayoritaria del Estado puntano, contrató con Gualtieri la compra de cemento puzolánico, una variedad especial que se utiliza en la construcción de diques. "A la empresa se le dieron cheques con pagos diferidos a cambio de entregas parciales de cemento que debía realizar pero nunca realizó", dijo. Y explicó que tras las primeras demoras, entre la Sapem y Gualtieri hubo "un intercambio de cartas documento".

También señaló que la firma solo envió una partida de cemento "común", que la Sapem tomó como parte de pago ya que podría aprovechar el material en otras obras que tiene a su cargo.

Según explicó el Fiscal de Estado, la compra de cemento estaba destinada para utilizarla en las obra del dique La Sepultura, que de todo modos no ha detenido su marcha. "Los meses siguieron pasando y Gualtieri siguió cobrando los cheques sin hacer entrega del cemento pautado. Por eso antes de la feria judicial ingresó una denuncia penal por incumplimiento, lo cual podía configurar una estafa", explicó.

Como aun había cheques de pago diferido por cobrar, la Sapem pidió a la Justicia una medida cautelar para que ordenara al banco no pagar los cheques aun no cobrados. Allende dijo que la jueza Mirtha Esley, hizo lugar cuando ya la firma había cobrado, aproximadamente unos siete millones de pesos.

Por otra parte, explicó que la Justicia dio intervención a Fiscalía de Estado el último viernes. "El lunes hemos pedido una serie de medidas de prueba para analizar los hechos. Por ejemplo, que se presenten los contratos entre el Ministerio de Obras Públicas y la Sapem (ya que ésta es la responsable de la obra) y que a su vez también se presente la documentación que vincula a la Sapem con Gualtieri". Estas medidas, según explicó el Fiscal de Estado, apuntan a especificar "el tipo de delito que estaría configurado".

Comentá la nota