Denunciaron la distribución de agua contaminada

Acusan a la empresa Aguas de Salta de haber superado los niveles permitidos de nitratos. Algunos pozos de la zona Este podrían haber provocado varias enfermedades de riesgo para los niños.
Los excesivos niveles de nitratos en la red fue uno de los argumentos para rescindir el contrato con Aguas de Salta.

El abogado Oscar Martínez denunció a los responsables de Aguas de Salta por el delito de "envenenamiento o adulteración de aguas potables" en la zona de barrio Autódromo.

La grave acusación se basa en que la empresa distribuyó líquido con niveles no permitidos de nitratos, de acuerdo con estudios realizados por el Ente Regulador de Servicios Públicos.

Quita de concesión

La falta fue uno de los motivos por los que el Gobierno le quitó la concesión a la firma en mayo, e incluso se menciona en el Boletín Oficial, si bien hasta el momento no había trascendido.

Según consta en el decreto que terminó con el contrato de Aguas de Salta en mayo pasado, se encontraron "excesos en el parámetro de nitratos" en los pozos que abastecen a Autódromo, situación que la población no conocía.

La Organización Mundial de la Salud indica que los nitratos pueden reducir la capacidad de la sangre de transportar oxígeno, condición que es principalmente riesgosa para los chicos.

También podrían producir abortos, males estomacales o una enfermedad llamada "envenenamiento cianótico", potencialmente fatal para los bebés.

Versiones extraoficiales indicaban que el Hospital de Niños ya había atendido algunos trastornos derivados de la condición del agua en la zona, pero médicos del área de toxicología negaron esta posibilidad.

Según pudo investigar El Tribuno, tampoco en el centro de salud de barrio Autódromo se detectaron hasta ahora patologías asociadas al consumo de nitratos.

Sin embargo, no se descarta que pueda haber alguna persona afectada que desconozca los síntomas característicos de este problema, como el tono azulado de la piel en los chicos.

"No se informó"

Vecinos de Autódromo consultados sobre el tema dijeron no haber sido informados de que en algún momento sus casas fueron abastecidas con agua que no cumplía con los parámetros recomendados.

"Es un hecho real y consumado. La empresa deberá responder por la distribución de agua con elevado nivel de nitratos", dijo Oscar Martínez.

El abogado indicó además que "se actuó de manera inhumana, porque no se difundió que el agua no debía ingerirse y menos usarse para preparar la leche en polvo que toman los bebés".

El nivel de nitratos permitido en el agua potable en Argentina es de 45 miligramos por litro, límite que fue claramente superado según el decreto que le retiró la concesión a Aguas de Salta.

Los parámetros excesivos de este componente en la zona Este comenzaron a observarse desde mayo de 2008 y empezaron a declinar con altibajos tres meses después, luego de advertencias del Ente Regulador de Servicios Públicos (ENRESP) realizó a la empresa.

Los últimos análisis

Los últimos análisis, de abril de 2009, indicaban que los niveles estaban dentro de lo permitido, pero los indicadores van variando casi todos los meses.

El nitrato es un químico que se encuentra en la mayoría de los fertilizantes y puede ser transportado por la lluvia al agua subterránea.

Su presencia en el líquido también puede tener que ver con el tipo de suelo en el cual se encuentra el pozo.

En los últimos días, El Tribuno intentó comunicarse con el gerente de Aguas de Salta, Norberto Nevani, o acceder a una explicación de los responsables de la empresa, pero no se obtuvieron respuestas al respecto hasta el cierre de esta edición.

La denuncia formal se presentó ayer en la fiscalía de turno y señala que también se había descubierto ausencia de cloro residual y turbiedad en Docente Sur, Villa Palacios, Villa Soledad y Tres Cerritos, entre otros barrios.

Complicaciones en la salud

El agua contaminada con nitratos puede provocar en los niños de hasta 12 meses el denominado "síndrome del bebé azul".

Los síntomas pueden ir desde un tono oscuro y anormal en la piel hasta dificultades para respirar, diarreas y vómitos.

Un bebé puede contraer esta enfermedad cuando le dan agua con un nivel elevado de nitratos, lo que en muchos casos ocurre cuando se prepara leche en polvo.

Los síntomas

Un niño con esta patología puede presentar los mismos problemas que si sufriera un resfriado o una infección.

Existe un medicamento para el "síndrome del bebé azul", que puede normalizar su sangre si deja de tomar agua en malas condiciones.

La patología puede presentarse a cualquier edad, pero es muy poco común en los mayores.

Los nitratos son un contaminante agudo, es decir, que una sola exposición puede afectar la salud de una persona sana.

Para los adultos, los riesgos tienen que ver principalmente con malestares estomacales.

Lo más peligroso de esta contaminación es que hervir el agua no reduce el nivel de nitratos y, al contrario, puede hacer más grave el problema.

Fin del contrato

El Gobierno de la Provincia rescindió el contrato de Aguas de Salta el 19 de mayo y decidió crear la Compañía Salteña de Agua y Saneamiento para hacerse cargo de las prestaciones.

Según consta textualmente en el decreto que dispuso el fin de la relación con Aguas de Salta, las razones fueron incumplimientos en inversiones comprometidas y "una clara despreocupación por las condiciones en las que se presta el servicio".

"La solución podría ser hacer nuevos pozos"

El presidente del Ente Regulador de los Servicios Públicos, Armando Isasmendi, confirmó el resultado de los estudios que detectaron una cantidad prohibida de nitratos en el agua de barrio Autódromo.

Isasmendi detalló además que la solución para la zona podría haber sido hacer nuevos pozos o bombear el líquido desde Villa Mitre.

Si bien El Tribuno no logró acceder a la explicación técnica de la empresa sobre las razones para que haya demasiados nitratos en la zona, se estima que si se detectaron niveles altos el año pasado podrían volver a registrarse.

Agua de pozos

En términos generales, se conoce que los nitratos pueden contaminar el agua cuando los pozos de donde se extrae el líquido están mal hechos, mal ubicados o en un suelo que no es adecuado.

Isasmendi consideró, sin embargo, que "hay un margen que se puede manejar" y que superar el nivel de nitratos "no necesariamente implica riesgos para la salud".

"El contrato de concesión fijaba estándares de calidad en base a parámetros de organismos internacionales y se controlaba que no se disparen los indicadores", sostuvo el funcionario.

El abogado que denunció a Aguas de Salta, Oscar Martínez, aseguró que "a los responsables de la firma podrían corresponderle 10 años de prisión, condena que estipula el Código Penal para quienes contaminen de un modo peligroso aguas potables".

Para el penalista, la distribución de agua con indicadores no permitidos equivale a la adulteración de una sustancia destinada al consumo colectivo.

"Si bien los pozos afectados pertenecían a barrio Autódromo podrían estar en otros sectores de la ciudad sin que se conozca", advirtió Martínez.

Comentá la nota