Denuncian que se realizan más talas ilegales en los lotes 55 y 14

El coordinador general de la Asociación de Comunidades Aborígenes Lhaka Honat (Nuestra Tierra), Francisco Pérez, denunció que en las tierras que estas comunidades, además de criollos, reclaman como propias, se siguen realizando talas que en principio serían ilegales.
El jueves pasado el referente originario radicó la denuncia ante el Destacamento de Santa Victoria Este, indicando que en un recorrido realizado por la zona pudo ver que se habían dispuesto al menos unos 1500 postes de Quebracho Colorado y Palo Santo en las tierras que se ubican dentro de estos lotes. Específicamente, sostuvo que los postes estaban ubicados en lo que se conoce como el paraje Pozo La Negra, ubicado en inmediaciones de los parajes San Miguel, Pozo El Toro y Pozo la China, a unos 55 kilómetros de la localidad cabecera de ese departamento.

"Si es necesario hacer 1000 denuncias las vamos a poner a las 1000 denuncias", manifestó Pérez tras recordar que son reiteradas las ocasiones en las que se tuvieron que radicar estas acusaciones por la tala ilegal dentro de las tierras.

Mientras esto sucede, y las denuncias se realizan también ante el Ministerio de Ambiente, hasta el momento no hay ningún funcionario de esta cartera que pueda instrumentar controles sobre las tierras.

La preocupación de Pérez pasa por el hecho de que si bien hasta ahora se acordó la entrega de unas 400 mil hectáreas para las comunidades originarias, y otras 243 mil para los criollos que acrediten veinte años o más de residencia dentro de los lotes, esta no fue aún concretada.

Con ello, dijo, los pobladores corren el riesgo de que si sigue la extracción de recursos naturales de sus tierras, cuando todo se regularice "no quede nada".

Señaló también que hay guías que se sacan de otros lotes, pero que se las utilizan para sacar los postes que salen de los lotes 55 y 14.

"Esas guías se venden y llegan hasta aquí", dijo al indicar que con estos instrumentos es que se justificaría la extracción de la madera, una vez que es trasladada desde las tierras en disputa, hacia otras localidades. Se supone que con ello, se falsearía el origen de la extracción de los postes.

Apuntó además que son dos los caminos que se toman para estos traslados: el que se dirige a la Finca Arcor, y por Zopota, hasta llegar a Tartagal.

Comentá la nota