Denuncian posible vaciamiento de gremio

En las últimas horas, el secretario general del gremio municipal de la localidad de Los Antiguos, Daniel Guananjay, hizo una grave denuncia hacia su propia comisión directiva.
El sindicalista fue electo secretario general del SOEM en noviembre del 2006 y tiene mandato por tres años, pero dijo que debió ausentarse del sindicato para cumplir funciones en la Federación de Trabajadores Municipales (FETRAM), por lo que quedó a cargo el secretario Adjunto, Luis Fernando Acevedo.

Según narró a TiempoSur, comenzó en el año 1993 como normalizador, recibiendo por entonces un déficit de 90 mil pesos y una cantidad de afiliados que rondaba las 30 personas. “Logramos una proveeduría con gran cantidad de mercadería que tenía un valor agregado de 74 mil pesos conseguido por un subsidio de la provincia de Santa Cruz; durante mi gestión se adquirió un sin número de inmobiliario para el sindicato, un salón de usos múltiples de 120 metros cuadrados donde está la proveeduría”, detalló.

Los hechos

“Durante el 2008 me encontraba desempeñando funciones en la FETRAM de la provincia de Santa Cruz, en la ciudad de Río Gallegos. En el mes de enero, la proveeduría estuvo cerrada por vacaciones, dejando desamparados a los compañeros en lo que a servicio de alimentos se refiere”, denunció Guananajay.

Más adelante, sostuvo que cuando dejo el sindicato contaba con una cobertura social y de salud, con convenios con una mutual, donde se efectuaban servicios de ayuda económica para los afiliados, cuyos pagos se realizaban a través de la municipalidad local con la modalidad de descuento por planillas.

“Durante mi ausencia los denunciados hacen desaparecer una carpeta con comprobantes de gastos del año 2006-07, cuya existencia puede darse testimonio” (…) “También procedieron al cambio de cerradura de todo el edificio del sindicato, sin ningún tipo de motivos o fundamentos valederos para dicho obrar; obviamente con fines de ocultamiento o encubrimiento”, manifestó.

Asimismo, subrayó que “todo este tipo de acciones dolosas por parte de los denunciados fue usado para ensuciarme y desprestigiarme ante los afiliados de la comunidad de Los Antiguos, para quedarse con el sindicato y quedarse con el manejo total de la institución”.

Guananjay indicó que se vio en la necesidad de denunciar los hechos ante la Justicia en salvaguarda de los intereses de los afiliados y en cumplimiento de mi función establecida en el estatuto sindical, y ante las quejas de los diferentes afiliados por descuento “excesivo y mal realizado”.

“Se han violentado los principios del ordenamiento vigente que no permiten un descuento mayor al 20% de sus haberes, donde hay casos particulares en que se descontaron los salarios familiares”, expresó el sindicalista entre otras cosas.

Comentá la nota