Denuncian negocios ocultos tras la reactivación ferroviaria

Lo afirmó el presidente de Trenes Espaciales Argentinos. Dijo que la reactivación "será de carga, para responder a un negocio por una amistad con un empresario". Cuestionó el traspaso de los galpones a la Uefer.
La reactivación de trenes “será de carga para responder a un negocio por una amistad con un empresario, más que para hacer una reivindicación de los pueblos de toda la provincia”, aseguró el presidente de Trenes Especiales Argentinos (TEA), Emilio Franchi, quien criticó la decisión del gobierno nacional de traspasar los galpones de la estación de trenes de Paraná a la Unidad Ejecutora Ferroviaria Provincial (Uefer).

El empresario, disgustado, reveló que desde el gobierno les habían asegurado que contratarían la empresa, “porque iban a hacer un servicio de pasajeros entre Paraná, Basavilbaso y Concepción del Uruguay, pero aparentemente sólo quieren llevar carga de piedra”. Un año atrás un puñado de soñadores, sin apoyo oficial, hizo un viaje experimental.

Por este motivo, consideró que “esto responde más a un negocio, por una amistad con un empresario, que a hacer una reivindicación de los pueblos de toda la provincia”.

También señaló que la definición del gobierno nacional de traspasar los galpones que están en la estación de Paraná al gobierno provincial “no es nada bueno”.

“En vez de ayudar y colaborar con la reapertura de los talleres ferroviarios que hicimos nosotros, nos encontramos con que un personaje como Carlos Molina (titular de la Unidad Ejecutora Ferroviaria Provincial) pretende cerrarlos y no sabemos cuáles son los motivos”, criticó. “Esa es una de las cuestiones que nos tiene bastante preocupados a nosotros y también a los trabajadores”, agregó.

Además alertó que las acciones del gobierno provincial “no sólo hará perder puestos de trabajo, sino que también echará por tierra mucho esfuerzo que se realiza, porque costó mucho reagrupar a los especialistas para que no se pierda la escuela ferroviaria y porque se dejará sin poder recuperar para el patrimonio del Estado los coches motor”.

Para Franchi “el desalojo busca cortar que evolucionen desde un punto de vista nacional los coche motor”, y arriesgó: “Quizás sea para traer chatarra desde Portugal o España a precios escandalosamente superiores por el archi denunciado secretario de Transporte Ricardo Jaime”.

“Nosotros le pasamos presupuesto a Molina con precios inferiores y él, que nos había dado el impulso y había hecho promesas, ahora quiere cerrar los talleres”, insistió. Y por último, el empresario que está en la capital provincial, dijo que “los talleres de Paraná son parte de la operación ferroviaria de la empresa, porque ahí se hacen reparaciones de vagones y el coche motor. Casualmente, hicimos una prueba hace 15 días atrás, donde se demostró que los coche motores son espectaculares”. (Fuente: El Cronista Digital)

Comentá la nota