Denuncian que el hijo de un operador K se apropia y desmonta tierras fiscales

Se trata de Fabio Ishii. Su padre es el ex intendente oficialista de José C. Paz.
El gobierno local, a través de la dirección de Bosques, pedirá a la justicia que investigue la presunta apropiación ilegal y el desmonte irracional de un campo de más de 9.300 hectáreas. La explotación agropecuaria sería controlado por Fabio Ishii, hijo del ex intendente José C. Paz, Mario Ishii, y de un socio que actuaría como empleado y testaferro del operador político ultrakirchnerista.

El campo en cuestión, ubicado en el departamento Alberdi, 290 kilómetros al norte de esta capital, está compuesto por varios lotes fiscales, que sumarían poco más de 9.300 hectáreas, de las cuales habrían sido desmontadas más de 4.000, aparentemente violando la ley de desmontes, para poder plantar soja y criar ganado.

Fabio Adrián Ishii, hijo de Mario, el famoso ex intendente ultrakirchnerista (Ver perfil), figura como socio de la firma ConyAgro SRL, junto a Walter Ernesto Abella, un tucumano que hasta hace 5 años era vendedor de celulares y ahora es millonario, según aseguran él y sus amigos.

Esa firma estaría explotando esas tierras invocando el nombre de Mario Ishii, según relataron pobladores del lugar a Clarín.

Abella es miembro fundador de ConyAgro SRL, una sociedad que se formó el 4 de agosto de 2004 y tenía domicilio en Manzana J, lote 8, barrio Ampliación Vinalar, una barriada muy humilde de Santiago.

El socio de Abella era Roberto Jesús Roldán, con domicilio en Alem 717 de la ciudad de La Banda. Clarín intentó contactarse con Roldán, pero fue inútil: en el domicilio consignado había un taller de motos que hace varios meses que está cerrado.

En el acta de constitución de la sociedad, Abella tenía el 70% de las acciones, mientras que Roldán el 30%. Pero el 2 de junio de 2008, Roldán vendió en $ 30.000 el 30% de la SRL a Fabio Adrián Ishii, de 24 años, operación que se hizo ante la escribana Ana Lía Terzano de Gómez, titular del Registro Notarial número 16 de Santiago del Estero (ver facsímil).

A través de empresarios, abogados y escribanos, Abella habría "comprado" en nombre de Ishii "acciones y derechos a supuestos poseedores de esas tierras fiscales". A esas personas, el socio de Ishii se encargaría de hacerles los trámites de prescripción veinteañal (como que son viejos ocupantes del lugar), luego escrituraría el lote a nombre cada uno de ellos, para posteriormente transferirlo a su nombre o al de ConyAgro. Esto se lo comentaron pobladores a Clarín y lo ratificaron allegados de Abella.

"Las tierras están inscriptas como fiscales; entonces, con esta operatoria, se las blanquea y se las escritura a nombre de particulares", explicaron a este diario fuentes gubernamentales.

A fines del año pasado, Abella terminó de "comprar" acciones y derechos a supuestos poseedores de los parajes San Francisco, Picada de Mojones Blancos, Tres Claveles y Fisco Grande y comenzó a desmontar para hacer ganadería y soja.

"Compraron las tierras en precios que van de 100 a 200 pesos la hectárea", aseguran pobladores de Campo Gallo, pueblo situado a unos 45 km de los campos, que pidieron el anonimato. Hoy pueden llegar a valer entre 400 y 1.000 dólares.

En el hotel de este poblado (en calles Belgrano y San Martín), tiene su "base de operaciones" Fabio Ishii, aunque según dijo una empleada a Clarín, hace "más de 2 meses que no aparece".

El 3 de junio de este año, Fabio Ishii, compró en la localidad de San Antonio (departamento Alberdi) un lote de más de 999 hectáreas. Es el único que tiene escritura. Fijó domicilio en autopista Juan Domingo Perón N° 1.263, ciudad de La Banda, una mansión que habitaría Walter Abella.

En tanto, ConyAgro SRL es titular de un campo de 937 hectáreas, ubicado en el departamento Banda (MFR N° 05-20208) y otro de 2.014 has., 472 m2, en el departamento Figueroa (MFR N° 10-0259).

Mario Ishii ya tenía a su nombre un campo de 349, 76 as, 44 cas, en el departamento San Martín, denominado La Laguinita, que fue adquirido el 19 de septiembre de 2003, según informe oficial del Registro de la Propiedad. Además integra la Compañía Productora de Carnes y Seis Alas S.A.

Comentá la nota