Denuncian que arrojan residuos sin tratamiento al Río Colorado

Un periódico de Rincón de los Sauces denunció que la planta de tratamiento cloacal está desbordada porque la mayoría de las bombas están quemadas. "Se generan olores nauseabundos y el Río Colorado está siendo contaminado", afirman. Explican que los residuos cloacales llegan al río sin tratamiento.
En la nota también señalan que "preocupa el alto nivel de hidrocarburos y la falta de control a lavaderos".

"No sólo el olor nauseabundo que se siente al llegar a Rincón preocupa, ahora el Río Colorado está supuestamente siendo contaminado. El bloque del MPN y el gremio UPCN denunciaron graves falencias en la planta de tratamientos de líquidos cloacales, que se encuentra funcionando en condiciones más que precarias", dice "El Periódico de Rincón".

Según el delegado del sindicato municipal, Pablo Castro "de los 12 aireadores necesarios para el normal funcionamiento de la planta y que permiten el movimiento de la materia fecal, sólo funcionan 4".

Darío Patiño, coincidió con este análisis y agregó que "los valores químicos se alejan mucho de lo admisible, ya que en la planta de tratamiento en donde están las piletas, sólo una de las bombas está en marcha".

También preocupa mucho la falta de controles en los líquidos que se vierten en la red cloacal y se han detectado altos niveles de hidrocarburos y químicos en el sistema.

"Acá hay un desconocimiento total de donde va el vertido de la mayoría de los líquidos", dijo Patiño. "Según lo que manifiestan los análisis del EPAS, se están tirando cualquier tipo de desechos, no hay control de los lavaderos ni de las industrias de Rincón de los Sauces", afirmó.

El concejal asegura que hay una falta de control del Ejecutivo Municipal de los vertederos de los lavaderos y de las industrias. "No se puede tirar tintas y derivados de hidrocarburos", precisó.

Por otra parte y según los delegados gremiales, este vertido de líquidos rompe el equilibrio ecológico ya que las bacterias que se generan en la descomposición de materiales orgánicos se mueren al recibir estos líquidos químicos. "Lo grave de todo esto es la falta de controles y que no se le está dando la función necesaria a las piletas de tratamiento", asegura.

El periódico desde el bloque de concejales del MPN, adelantó que ya se ha pedido un informe detallado al EPAS tanto de la situación con el agua potable, como la de la planta de tratamientos cloacales para ver cual es la situación real en la ciudad.

Comentá la nota