Denuncia contra REPSOL-YPF: La justicia reconoció a legisladores del ARI-CC como "particulares damnificados"

El Juzgado de Garantías Nro. 2, a cargo del doctor Martin Nolfi, hizo lugar a un pedido efectuado por la representación letrada del grupo de legisladores y dirigentes que denunció penalmente a la firma REPSOL-YPF, por el derrame de hidrocarburos que afecta a la ribera quilmeña.
Desde ahora, el senador provincial Daniel Expósito (ARI-CC), junto al edil quilmeño de esa fuerza, Mario Sagún, la vecina damnificada Diana Hurtado, y un grupo de dirigentes del Acuerdo Cívico y Social, se encuentran legitimados para impulsar la causa.

La denuncia por Infracción a la Ley 24051, fue iniciada el 18 de Marzo del presente año, tras la declaración de Emergencia Ambiental y Sanitaria dispuesta en el ámbito del Concejo Deliberante local, que acompañó mayoritariamente el proyecto del concejal Mario Sahagún, quien denunció en sede legislativa la magnitud del desastre que afecta la zona.

La presentación, que contó con el acompañamiento del senador provincial Daniel Expósito, fue también refrendada oportunamente por las dirigentes nacionales Elisa Carrió y Margarita Stolbizer.

Si bien en primera instancia fue presentada en el Juzgado Federal de Quilmes, a cargo del doctor Luis Armella, debió seguir rumbo hacia la Justicia provincial, luego de la declaración de incompetencia que firmó el magistrado respecto de su Fuero.

Particulares damnificados.

La decisión del Juez Nolfi legitima ahora la condición de quienes se han presentado a la Justicia a formular denuncia, reconociendo que, además de la damnificada directa Diana Hurtado, los legisladores que han motorizado la acción se encuentran facultados a solicitar medidas de prueba y a ejercer un control directo sobre el desarrollo de la causa.

El derrame contaminante que afecta una extensa zona de la Ribera quilmeña, se inició en 1989 y jamás fue remediado por la petrolera. Los vecinos de la zona padecen afecciones derivadas de la extrema contaminación en la que viven, dentro de una extrema ausencia del estado municipal, que hizo caso omiso a la declaración de la zona como en "Emergencia Sanitaria y Ambiental" también impulsada por el bloque ARI-CC del Concejo deliberante quilmeño.

Comentá la nota