Dengue: Virginia Linares aseguró que el gobierno "intenta ocultar la realidad"

La diputada bahiense por la Coalición Cívica, Virginia Linares, presentó en las últimas horas un pedido de informes ante el Ministerio de Salud de la Nación para solicitar mayores detalles respecto de los casos de dengue que se vienen produciendo, sobre todo, en las provincias del norte.
"Es sumamente preocupante la proliferación de casos en esas provincias y su extensión al resto del territorio nacional", consideró la legisladora. Asimismo, agregó que "lo que preocupa aún más es el manejo de los gobiernos provinciales y nacional frente a esta situación, los cuales han evidenciado una notoria falta de previsión e ignorancia para abordar de manera enérgica este grave flagelo y así poder ejercer un control definitivo sobre la enfermedad".

Según cifras publicadas en los medios de comunicación, el Ministerio de Salud de Santa Fe confirmó 8 casos en Rosario y uno en Santa Fe. En la provincia de Salta hay casi mil afectados. En Jujuy se reportaron hasta la fecha 233 casos de dengue. En la provincia de Buenos Aires 63 casos de dengue fueron atendidos en centros de salud en lo que va del 2009, mientras que en la Capital Federal la cifra oficial llega a 45. Hasta el momento los medios de comunicación hablan de 4 personas fallecidas por esta enfermedad.

La ciudad de Presidencia Roque Sáenz Peña y Charata son dos de los focos principales que el brote epidémico tiene en el territorio chaqueño. En la localidad chaqueña de Charata se registraron aproximadamente hasta la fecha 11.000 casos de personas con los síntomas de la enfermedad. En dicha ciudad, ubicada a 400 kilómetros de la ciudad de Resistencia, la información que difundía la municipalidad era diferente a la que daba a conocer el gobierno provincial. En el lugar donde se registra el mayor número de casos, los vecinos denunciaron que se presentaron más de 6 mil casos de dengue, aunque el gobierno provincial lo desmintió, asegurando que la cifra de infectados sólo llegaba a 784 casos.

"Ha habido en torno a estas cifras una notoria falta de información. Desde el gobierno provincial de Chaco se negaba la epidemia, asegurando que se trataba de un brote epidémico, es decir, se insistía en negar lo que se admitía a nivel nacional. Frente a tanta desinformación -o mala información- siempre va a ser más difícil la tarea de prevenir y concientizar a los ciudadanos", sostuvo Linares.

Al mismo tiempo, consideró que "ocultando la realidad, anunciando una cantidad de infectados mucho menor a la real, se pone en peligro a toda la población y no se asume la responsabilidad que corresponde que es desplegar un accionar rápido, tomando las medidas necesarias para proteger la salud de los ciudadanos".

Finalmente, entendió que "la población necesita información clara y veraz. Por el contrario, desde distintos ámbitos estatales niegan y manipulan las cifras oficiales queriendo ocultar la realidad".

Comentá la nota