El dengue que negaban en el Chaco ya es una epidemia y amenaza a otras seis provincias

El dengue que negaban en el Chaco ya es una epidemia y amenaza a otras seis provincias
Hace 10 días el gobierno de Capitanich admitió 11 casos, hoy reconoció 1.163 y la cifra real es mucho mayor. Hay casos en Catamarca, Santa Fe, Corriente, Salta, Jujuy y Córdoba.
El gobierno de Chaco confirmó hoy que son 1163 los casos notificados de dengue en la provincia y ya se lo califica como brote epidémico una semana y media después de que dijeran que sólo eran 11 los casos. La amenaza del dengue ya llega a otras provincias: hay alertas en Catamarca, Santa Fe, Corrientes, Salta, Jujuy y Córdoba.

El número de casos fue confirmado por el ministro de Gobierno de Chaco, Oscar Domingo Peppo, en declaraciones al canal de noticias TN. Antes, la ministra de Salud de la provincia, Sandra Mendoza, esposa del gobernador Jorge Capitanich, había ofrecido un informe con 784 casos sobre el dengue ante legisladores de la Comisión de Salud de la Cámara de Diputados local. Lo grave de la situación es que todas esas cifras están aún muy lejos de la realidad: hoy el intendente de Charata, Miguel Tejedor, admitió que en su ciudad "no podemos hablar de brote porque nos quedamos cortos, sólo acá tenemos más de seis mil casos de dengue".

"No se trata de 10 o 20 casos, esto es una epidemia, los hospitales y las clínicas no dan abasto. No entiendo por qué tratan de tapar esto, si no es culpa del Gobierno que haya dengue en el Chaco", dijo Tejedor. "Yo no sé quién trajo la enfermedad a Charata o cómo llegó el mosquito

infectado que picó a uno y a otro. Sólo le pido a Salud Pública provincial que no dejen que a otras localidades les pase lo mismo que está ocurriendo hoy en Charata", enfatizó.

Hugo Fernández, director de enfermedades del ministerio de Salud de la Nación calificó de "epidemia" lo que sucede en Chaco. Pero la inefable Sandra Mendoza sigue insistiendo en minimizar la cuestión y considero que "es brote, no epidemia", expresando que "el 14 de enero se declaró el alerta sanitario y a partir de esa fecha se continúa con una campaña intensificada de monitoreo de índices de infestación en diferentes localidades del interior provincial". Admitió, sí, que son 34 las localidades afectadas por la enfermedad en su provincia.

En tanto, centenares de vecinos de Charata encabezados por el intendente Tejedor, hicieron una protesta en la plaza de central de la localidad para juntar firmas y pedir a los gobiernos provincial y nacional una fumigación aérea en la zona, tras conocerse el uso de repelentes vencidos en esos trabajos.

Los autoconvocados en la plaza General San Martín anunciaron que presentarán las planillas con las firmas ante los ministerios de Salud provincial y nacional, para que la fumigación se realice en la zona centro y sudoeste de Chaco. "Se estaba perfumando a los mosquitos", ironizó el intendente Tejedor, en alusión a la campaña de fumigación implementada por el ministerio de Salud Pública de Chaco en las localidades afectadas por el brote de dengue, donde utilizó insecticidas con fecha de vencimiento en julio de 2006.

El intendente dijo a la agencia DyN que se trata de "una propuesta que ya habíamos planteado semanas atrás a las carteras provincial y nacional, pero las autoridades nos contestaron que este tipo de mecanismo es poco fructífero considerando la relación costo y beneficio".

Tejedor sostuvo que "al mosquito (vector del dengue) tenemos que atacarlo por tierra y también por aire, pero para esto último necesitamos una autorización de Salud Pública".

"Hasta el momento ni la titular de la cartera sanitaria provincial, ni la ministra (Graciela) Ocaña han venido a esta ciudad para corroborar in situ la gravedad de la situación", dijo Tejedor.

"La fumigación con repelentes vencidos no hace más que enervar a la población, que también se encuentra preocupada, ya que los médicos recomiendan que lleven a sus hijos fuera de la ciudad", expresó Tejedor.

El viernes, el gobierno de Chaco conformó un comité de emergencia para prevenir, que encabeza el ministro de Gobierno Oscar Peppo, para combatir el dengue en la provincia. Justamente Peppo fue el que admitió hoy los 1.163 casos de dengue en la provincia. En ese marco, las fuerzas policiales se sumaron al refuerzo de los operativos de prevención implementados por operarios provinciales y nacionales en los últimos días.

Comentá la nota