Los demócratas pierden la "supermayoría"

El republicano Scott Brown juró ayer y ocupó la banca del fallecido senador Edward Kennedy, una semana antes de lo previsto, poniendo fin a la supermayoría de los demócratas en el Senado y dando a la oposición los 41 votos que necesitan para bloquear los planes del presidente Barack Obama.
En un principio, Brown, que ganó el escaño por Massachusetts, había dicho que quería prestar juramento el 11 de febrero. Pero en respuesta a las críticas de la prensa de derechas, presionó a las autoridades del Estado para que certificaran su elección y finalmente prestó juramento ante el vice Joe Biden.

Al juramentar Brown ayer el cargo, los demócratas perderán la "supermayoría" en el Senado y los republicanos podrán bloquear el debate y votación definitiva de proyectos de ley a los que se opongan. Los abogados de Brown quieren que éste preste juramento lo antes posible para participar en una serie de votaciones en el Senado la próxima semana. Brown había afirmado que bloquearía la aprobación de la reforma de salud, que es la máxima prioridad legislativa del presidente Barack Obama.

El triunfo de Brown sorprendió a los demócratas, que no lo consideraban un candidato para ganar. Cuando tenía 22 años y estudiaba abogacía, Brown posó desnudo para la revista Cosmopolitan, que lo consideró "el hombre más sexy del año". Dijo que usó el dinero que le pagaron para costear sus estudios.

Comentá la nota