“Sin una democracia plena no podremos alejarnos del dolor”

La Coalición Cívica y los 25 años de democracia

Frente al 25 Aniversario de la recuperación de la democracia en la Argentina, los integrantes de la conducción de la Coalición Cívica en San Nicolás expresaron sus reflexiones en torno a este hecho histórico. Opinaron acerca de la figura de Alfonsín y criticaron a los gobiernos de Néstor Kirchner y Cristina Fernández por haber instalado un “sistema democrático de baja calidad”. También descartaron la construcción de frente opositor que reúna a Elisa Carrió y Julio Cobos.

La diputada nacional Elisa Carca, los miembros de la mesa de conducción local de la Coalición Cívica y la concejal Alicia Delaude, mantuvieron un diálogo con EL NORTE, en el que destacaron la importancia del 25 Aniversario desde la restitución de la democracia. Provenientes del radicalismo, opinaron sobre la emblemática figura de Alfonsín y afirmaron sobre el estado actual de la democracia.

“El jueves fue sin dudas un día de festejos, un día de celebración. Fue notable la forma en que los medios lo reflejaron. Tal vez esto signifique una prueba de que la historia está haciendo sentir sus efectos, y permite comprender la verdadera trascendencia para la democracia del Gobierno de Raúl Alfonsín, más allá de lo que significaron los saqueos o la hiperinflación”, comentó Rodolfo Gorriarán.

Por su parte, Elisa Carca destacó “el aporte de Alfonsín a la democracia, a la lucha por los derechos humanos, el juzgamiento a las juntas militares, el respeto a las leyes y el equilibrio de poderes”, pero consideró asimismo como “verdaderos errores” a las leyes de Punto Final y Obediencia debida, como así también el Pacto de Olivos.

“De todas maneras, la misma dinámica de la política y sobre todo de quienes deben cargar en sus hombros con la responsabilidad de organizar el país y gobernar, hacen clara la distinción entre los errores que la historia obliga a cometer de aquellos que se cometen con fines ocultos. Para los radicales y para los ciudadanos en general, el triunfo de Raúl Alfonsín el 30 de Octubre de 1983 significó la certeza de que la democracia llegaba para quedarse entre nosotros”, afirmó Carca.

Acerca de aquel axioma que sostenía que “con la democracia se come, se cura y se educa”, Sebastián Mazzolini analizó: “La sociedad tiene aceptado que el único sistema de vida posible es la democracia, pero que ella no es un fin en sí mismo. Creo que la democracia es la condición indispensable sin la cual no se puede lograr una sociedad más justa, con distribución de la riqueza, pero ella no garantiza cubrir las necesidades sociales de la gente en forma automática. No obstante esto, cuando falta la democracia, o se tiene una democracia de baja calidad como la que tenemos hoy, la pobreza aumenta o al menos no baja en la medida en que el crecimiento económico lo hubiera permitido”.

En este sentido, el ex candidato a Intendente de San Nicolás entiende que “en estos últimos dos gobiernos, la falta de equilibrio de poderes, la presión sobre los jueces, la falta de independencia de criterio de los legisladores, el no funcionamiento de los organismos de control, han sido los responsables de que una parte importante de los recursos públicos se hayan perdido en retornos, coimas y gastos improductivos, alejando estos recursos del objetivo de la verdadera justicia redistributiva”.

El momento actual

Acreca del estado actual de la democracia, Gorriarán opinó que “nuestra República padece de una democracia de muy baja calidad gracias a los cinco años del gobierno del matrimonio K”.

“No existe ni justicia independiente, ni poder legislativo autónomo, que garanticen el equilibrio de poderes que pueda controlar los actos de gobierno del Ejecutivo. Por falta de ellos, aún siguen impunes los casos de coimas de Skanska, los negociados de De Vido, fueron posibles aventuras jurídicas como la creación de Lapsa, o de Enarsa o la reestatización de Aerolíneas. En suma, esta democracia tiene un cúmulo muy importante de deudas por saldar; de modo que aún es mucho el trabajo que nos queda a quienes siguiendo la huella iniciada por el ex presidente Alfonsín, queremos y necesitamos una democracia en serio”.

Por su parte, Alicia Delaude se refirió a las instituciones locales de la democracia. “Lamentablemente, veo a diario que la institución más representativa de la idea de democracia, sigue perdiendo credibilidad ante los ojos de la sociedad y los actores que la componen y tienen poder, hacen poco para revertir esta situación. Existe una fuerza avasallante en el Concejo que no permite que los disensos se desarrollen con facilidad . Y lo más triste de ello es que el Concejo Deliberante, que debiera ser un reflejo exactamente proporcional de lo que eligió la sociedad en las elecciones, hoy, producto de la borocotizacion extrema, se ha transformado en una lucha desigual de los que seguimos aferrados a un principio contra quienes van detrás de la hegemonía sin bandera alguna”, señaló.

A su vez, Mario Echeverría se refirió al acto de celebración del 30 de octubre, en el que confluyeron figuras como Cobos, Lopez Murphy y Carrió. En este sentido, descartó la posibilidad del surgimiento de un pan radicalismo que enfrente al matrimonio Kirchner en 2011.

“No es correcto generar un espacio opositor amontonando figuras políticas. Si bien todos ellos tienen origen radical, hay algunos como el Vicepresidente, que aún siguen siendo parte de este gobierno, y al cual le aportó una parte de lo que fue la estructura radical con Gobernadores, Intendentes y Legisladores, que fueron puestos al servicio de la concertación plural con la cual Cristina de Kirchner ganó las elecciones de 2007”, dijo Echeverría.

Comentá la nota