Por la demanda, podrían cortar la luz en la provincia

La endeble situación del sistema eléctrico, que se hace sentir con mayor intensidad en las provincias del norte argentino, saltó a relucir nuevamente con las altas temperaturas registradas en diferentes regiones del país.
Como ocurrió días atrás con provincias del NEA, Salta y sus vecinas del NOA chocaron ayer con restricciones dispuestas por la compañía que administra el mercado mayorista eléctrico (Cammesa) para evitar apagones generalizados en medio de la irresuelta crisis energética.

"Informamos a nuestros clientes que en el día de la fecha se han impuesto restricciones al servicio eléctrico tanto a nivel regional (NOA) como a nivel nacional", precisó ayer Edesa en un comunicado que antecedió a cortes programados que, al cierre de esta edición, se hacían sentir en toda la región.

Entre las causas de las restricciones ordenadas por Cammesa, la distribuidora del servicio en la provincia señaló que hubo "problemas en la línea de alta tensión Malvinas-Almafuerte-Recreo, operada por Transener". También reportó "problemas técnicos" en la estación transformadora de El Bracho (Tucumán), puerta de acceso a la región NOA de la alimentación en alta tensión.

En este contexto, Edesa advirtió que "el sistema eléctrico del NOA está sufriendo restricciones desde horas de la madrugada. De hecho, hay en estos momentos una carencia de aproximadamente 700 mw de alimentación a nuestra región", indicó la distribuidora en el comunicado que difundió en la tarde de ayer.

Reducciones

Debido a insuficiencias en la generación a nivel nacional, Cammesa ordenó en la víspera que Edesa, al igual que otras distribuidoras y grandes clientes en otras provincias, "reduzcan la demanda de energía durante las horas pico" que se extienden desde las 18 hasta pasadas las 22. En otras palabras, Cammesa ordenó a las distribuidoras que dispongan "cortes de servicios" de manera programada para evitar colapsos eléctricos y apagones generalizados.

En este punto, la responsable de Relaciones Institucionales de la distribuidora provincial, Adriana Cigno, dejó en claro que "dichas restricciones son obligatorias para Edesa. No dependen de eventos en su servicio de distribución de energía eléctrica, sino que están originadas en problemas del sistema eléctrico regional y del sistema eléctrico nacional", puntualizó. Y advirtió luego que, "de incumplir con estos requerimientos, se corren serios riesgos de un apagón general a nivel regional y nacional por desestabilización del sistema eléctrico".

Si bien en Salta no se registraron cortes programados en la jornada, Cigno advirtió que "esta no es una cuestión que podamos preveer. Cuando se nos ordene una reducción en el consumo, debemos proceder con los cortes", afirmó.

De acuerdo a lo señalado por Cigno, "el problema que se presentó en El Bracho estará solucionado hoy (por anoche) así que esperamos no tener inconvenientes en los próximos días".

De todas maneras, Cigno aprovechó la oportunidad para recordar a la población en general "que se debe cuidar el consumo. Es una responsabilidad de todos", finalizó.

"No habrá problemas"

d

DANIEL CAMERON

En declaraciones que rozan lo irrisorio, el secretario de Energía de la Nación, Daniel Cameron, aseguró ayer que "no habrá problemas en el suministro de energía en los próximos años en la Argentina".

Cameron efectuó las declaraciones en un acto desarrollado en la localidad neuquina de San Martín de los Andes, en el marco de la reunión del Consejo Federal de Energía.

Sobre la provisión de energía eléctrica, el funcionario kirchnerista señaló que la "Argentina tiene tomadas previsiones hasta el 2012 porque los ingresos que van a haber de potencia garantizan absolutamente el suministro de energía".

Esto será así "salvo que se registre -dijo- algún evento extraordinario como el que se produjo en Japón, que dejó a varias centrales fuera de servicio". Para Cameron las previsiones que ha hecho el Gobierno en materia energética "van a cubrir las necesidades del verano próximo, del invierno y hasta el año 2012, lo que permitirá tomar las mejores decisiones ya con una mirada al año 2025 o 2030". Está claro que el funcionario omitió señalar los problemas en el norte del país.

Comentá la nota