Es delicada la situación en Tornquist, donde continúan los incendios de pastizales

Desde ayer los bomberos de Tornquist, Sierra de la Ventana, Suárez y otras localidades de la región trabajan intensamente para controlar los distintos focos ígneos desatados en la sierras.
El primer llamado se recibió desde Estancia Funke, donde un rayo inició el fuego en el sector. Luego los inconvenientes se trasladaron al Cerro Chaco y el establecimiento La Blanqueada, a 20 kilómetros de casco urbano.

Cuando la situación se creía controlada, un nuevo incendio se declaró en el sector de la estancia Mahuida Co, donde la caída de un cable habría sido lo que desató este nuevo desastre.

Lo cierto es que por esta hora se realizan guardias de ceniza constantes porque el fuerte viento más las altas temperaturas reavivan permanentemente los focos ya extinguidos.

Comentá la nota