El delegado de Kraft, contra las protestas en la fábrica

"La mayoría de la gente está de acuerdo en no hacer nuevas medidas de fuerza dentro de la fábrica, la gente está muy golpeada por el conflicto". Javier "Poke" Hermosilla tiene 32 años y la pinta de algunos futbolistas profesionales, en la etapa en la que acarician el retiro. Acaba de asumir como titular de la Comisión Interna de la Kraft Foods de Argentina, la multinacional estadounidense que el 18 de agosto despidió a 156 operarios y que, tras el violento desalojo del 25 de septiembre, suspendió a 36.
Hermosilla y el resto de la nueva comisión asumieron el jueves. Ese día, Kraft enviaba otros ocho telegramas de despido a los únicos suspendidos entre los 53 trabajadores que siguen fuera de la empresa tras el acuerdo firmado en el Ministerio de Trabajo. Aquel acuerdo establecía la reincorporación de 70 operarios y mantenía afuera a otros 53. Hermosilla fue el único de los cinco delegados presentes en aquella ocasión que se negó a firmar el acta y sostuvo su posición. El otro que no firmó fue Ramón Bogado, titular de la comisión anterior, pero luego hizo una "autocrítica" de su actitud.

En las elecciones de este martes resultó triunfadora la posición de Hermosilla, militante del Partido de los Trabajadores por el Socialismo (PTS) y enfrentado a la lista de Bogado, dirigente de la Corriente Clasista y Combativa (CCC).

¿Triunfó la línea dura?, preguntó Clarín a Hermosilla.

Fue un triunfo por haber sido consecuentes con lo que se había resuelto en asambleas. Yo no me opuse a que reingresaran 70 compañeros, pero me negué a que otros 53 sigan afuera.

La comisión anterior firmó por mantener dos meses de paz social. ¿Van a mantenerla?

Fuera de la fábrica nuestra línea ya había tenido protestas frente a la Unión Industrial y la Cámara Argentino-Estadounidense. Pero la empresa acaba de despedir a los ocho compañeros que permanecían suspendidos, a pesar de que se había comprometido en el acta a no efectuar nuevos despidos. De modo que la primera que violó la cláusula de paz social fue la empresa.

¿Habrá entonces nuevos paros?

Nosotros no lo vamos a plantear en lo inmediato. La mayoría está de acuerdo en no hacer nuevas medidas de fuerza dentro de la fábrica. La gente está muy golpeada por el conflicto.

Comentá la nota