No lo van a dejar pelado

Ischia sabe que tiene recambio: atrás de los pibes que están brillando en Primera, hay un sexteto que promete mucho y ya viene pidiendo pista. Vení y conocelo.
Es como si tus hijos volvieran a casa". Abel Alves sonríe. El jueves, la Reserva le ganó a Huracán 5-0, y el DT volvió a tener a muchos de sus chicos en el equipo. Esos que dejaron de ser una promesa para convertirse en una realidad de la que los hinchas disfrutan. Benavídez, Muñoz, Sauro, Noir... A ellos se les suman Forlin, Mouche, Roncaglia o Viatri, las grandes apariciones de los últimos meses. Pero ojo: allí no se corta el chorro de buenos jugadores. En las Inferiores hay otros, esperando por esa chance, motivados por la mirada atenta que se les da a los juveniles que van apareciendo (de hecho, el jueves en Casa Amarilla estuvieron el presidente del club, Jorge Ameal, y Carlos Bianchi, además de integrantes del cuerpo técnico de Ischia). Son los cracks que se vienen: Alejandro Alfonso, Cristian Erbes, Sergio Unrein, Joel Acosta, David Achucarro y Ramiro Martínez.

"Está bueno que Ischia les dé tantas chances a los chicos. Nos motiva mucho más", coinciden los seis elegidos como futuras promesas, quienes forman parte de las categorías 89, 90 y 91 de Boca. Alfonso es el mayor: cumplirá 20 años el 11 de septiembre. Es marcador central, aunque también se desempeña como lateral derecho, y eso, claro, le suma puntos. Tanto los dirigentes como el cuerpo técnico de Primera pidieron a los técnicos de Inferiores que buscaran jugadores en los laterales de sus equipos, ya que es un puesto en el que, por lo general, no abundan las apariciones promisorias. "Ningún pibe viene a probarse como 3 ó 4", dicen. Pero Ischia se quedó encantado con este chico durante la pretemporada de la Reserva en Tandil.

Quien le sigue en edad es Erbes, categoría 90 (nació el 6/1), campeón en Sexta y Quinta. Lo señalan como un volante con gol y personalidad. Y también se destaca por su polifuncionalidad: puede ir como volante central (algo que le da muy buena distribución, además de marca), como volante por derecha o como lateral. Le siguen los 91, quienes el año pasado fueron subcampeones. Unrein y Acosta son delanteros con características diferentes. El primero es goleador, peligroso, con casi 100 goles en Inferiores. El otro es ligerito y encarador, Y además le pega bien a la pelota. A los puntas se les suman Achucarro, defensor y zurdo, algo que tampoco abunda; y Martínez, arquero de las selecciones juveniles (estuvo en la sub 17), muy completo. Es atajador pero también muy bueno en la salida.

De vez en cuando, los seis suben a practicar con la Primera. Y sueñan con quedarse allí. Mucho no les debe faltar...

Comentá la nota