Defienden la eventual postulación de Michetti

El vicepresidente de la Legislatura dijo que la vicejefa es "una candidata excelente" y que Macri "sigue pidiéndole que haga el sacrificio" de competir por una banca en Diputados
En medio de la incertidumbre que rodea las filas de Mauricio Macri, Felipe Solá y Francisco de Narváez y el clima de duda respecto de la continuidad del acuerdo que los tres dirigentes sellaron hace sólo dos meses, el macrismo salió a defender la candidatura de Gabriela Michetti a diputada nacional.

"Gabriela es una candidata excelente y seguimos pidiéndole el mismo sacrificio", sintetizó Diego Santilli en declaraciones emitidas por C5N.

Igual, pero no tanto. Las definiciones del vicepresidente de la legislatura porteña cobran peso luego de que Michetti volviera a la carga con sus reparos respecto de la posibilidad de dejar la vicejefatura de gobierno porteño para encabezar la lista de candidatos a diputados nacional por el PJ en la ciudad.

Michetti insistió con su resistencia al deseo de Mauricio Macri después de que trascendiera la intención de Néstor Kirchner de postular a Daniel Scioli para que traccione votos para el oficialismo y luego vuelva a la gobernación de la provincia. Pero el jefe de gobierno diferenció su situación de la del mandatario provincial, ya que, de resultar electa, Michetti abandonaría su cargo en el Poder Ejecutivo porteño. Justamente, el tener que abandonar su cargo dos años antes de lo previsto es lo que disgusta a Michetti.

Lo mismo hizo Santilli. "La situación de Gabriela no es equiparable con la que se está hablando respecto de [los candidatos] del oficialismo. Son dos cosas distintas", aseguró poco antes de ingresar en la sede del gobierno porteño para participar de la habitual reunión de gabinete que Macri suele encabezar los lunes.

Crisis, dudas y futuro. Más allá de la situación de Michetti, todas las miradas están por estas horas puestas en lo que ocurra con el acuerdo entre Macri, Solá y De Narváez. Según el ex gobernador bonaerense, el futuro de la alianza se definirá hoy, en una reunión que aún no tiene hora ni lugar y que los otros dos protagonistas desconocen.

El acuerdo del PJ kirchnerista atraviesa uno de los momentos de mayor tensión desde que quedó sellado, según confirmaron tanto desde el macrismo como desde el entorno de Solá.

La discordia tiene que ver con la distribución de los lugares en las listas y, más profundamente, con lo que cada uno de los socios está dispuesto a aceptar a la hora de convocar a candidatos.

Comentá la nota