Defienden derecho al transporte

La delegación del Inadi en Río Negro solicitó al gobierno municipal que cumpla con los compromisos asumidos con el Programa Ciudades Libres de Discriminación y establezca en los nuevos pliegos de licitación del transporte urbano de pasajeros la exigencia para las empresas de incorporar unidades adaptadas para personas con movilidad reducida.
El Delegado en Río Negro del Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo (Inadi), Julio Accavallo, entregó ayer al intendente Marcelo Cascón, una nota en la que solicitó que "se incluya en los pliegos de licitación pública para la concesión del transporte de pasajeros que se están elaborando en el Departamento Ejecutivo Municipal, la exigencia a las empresas de incorporar unidades especialmente adaptadas a fin de que sean accesibles a las personas con movilidad reducida y se establezcan las frecuencias diarias mínimas que deben tener dichas unidades".

El requerimiento está basado "en los compromisos asumidos por la Municipalidad al adherir en el año 2008 al Programa Ciudades Libres de Discriminación que ejecuta el INADI y en los derechos que le asisten a las personas con movilidad reducida de gozar de las adecuadas condiciones de autonomía para el desarrollo de las actividades de la vida diaria, sin restricciones derivadas del uso del transporte público, en pos de su plena integración y equiparación de oportunidades".

En información difundida a la prensa, Accavallo señaló que "la no accesibilidad al transporte público genera un impedimento para que estas personas puedan ejercer derechos elementales como el acceso a la salud, a la educación, al trabajo, a la recreación o a cualquier actividad relacionada con la vida plena en sociedad".

Esta demanda, planteada en forma reiterada por diversas organizaciones relacionadas con la temática, tiene su marco legal en el Sistema de Protección Integral de las Personas con Discapacidad, instituido por la ley 22.431 y modificado por las leyes 24.314 y 25.635 que establecieron la incorporación al parque automotor de las empresas que prestan el servicio público de transporte de pasajeros de unidades accesibles para las personas con movilidad reducida.

Comentá la nota