El déficit municipal acumulado en el semestre supera los $ 40 millones

El principal responsable es el gasto en sueldos para la sobredimensionada planta de personal. En los primeros cinco meses del año, la brecha negativa ya trepaba a 34.312.209 pesos. El promedio mensual del déficit es de $ 6.862.442, con lo que el rojo superará los 40 millones para el semestre.
El déficit municipal para el semestre rozará los 50 millones de pesos, encontrando como mejor valor explicativo los gastos en personal, que son del orden del 75 por ciento de los recursos presupuestarios. Por obra y gracias de Luis Juez, ésta es la estructura fiscal del municipio que heredó Daniel Giacomino.

Por esto, probablemente, su ex aliado y amigo se siente liberado de compromisos políticos e, incluso, éticos: su antecesor, con el poder electoral que tenía en 2007, lo hizo intendente; también un indigente para poder administrar el municipio.

Y el presente griego que le dejó con los gastos en personal, no debe medirse sólo en números: Juez completó y perfeccionó la tarea de Germán Kammerath, dejando un gremio absolutamente inmanejable con políticas ordinarias.

Dejando de lado la designación de 4.500 agentes nuevos y el pase de 4.000 contratados (con concursos cerrados por imperativos del sindicato municipal) a la mejor paga Planta Permanente, sólo alcanza con mencionar lo hecho con las tres bonificaciones extrasalariales que ahora su sucesor intenta suprimir o moderar:

 Horas extras. Es la única remuneración extra en cuyo achique Giacomino ha tenido éxito pleno. Pasó de $ 4.558.083 en 2003 a $ 13.321.438 en 2007. En términos porcentuales, el incremento de horas extras durante la intendencia de Juez fue del 192%.

 Prolongaciones de jornadas. En 2004, cuando Juez asumió, este ingreso extra para buena parte de los municipales llenaba una planilla anual con $ 2.853.666, pero en 2007, cuando expiraba su mandato, llegaba a $ 16.097.821. Este significa un incremento del 780%.

 Bonificaciones. Este adicional es un verdadero sueldo complementario porque, a diferencias de las horas extras y las prolongaciones, no tienen contraprestación. En este caso, el "progreso" fue de $ 8.499.822, cuando se fue Germán Kammerath, a la exponencial cifra anual de $ 66.548.500 (683%), a fines de 2007.

Estos datos están incluidos en el informe que la Secretaría de Economía entregó a los concejales y al viceintendente Carlos Vicente, en la reunión que mantuvieron la semana pasada.

El 2009 comenzó con expectativas de una mejor recaudación -reforma impositiva y revaluación fiscal de los inmuebles mediante- que no se ha verificado en los primeros cinco meses del año, en los cuales ya se acumuló un déficit de $ 34.312.209. Esto da un promedio del rojo municipal de casi 7 millones (con precisión, 6.862.442).

Tomando la cifra promedio y proyectándola para junio, el déficit en el primer semestre del año superará largamente los 40 millones.

Las cuentas finales en los cinco primeros meses del año da las siguientes cifras: enero, $ 31.386.319; febrero, $ 31.552.884; marzo, $ 7.909.996; abril, $ 15.461.742; y mayo, $ 14.137.683.

En el mismo período, los gastos de personal siguieron creciendo gracias al aumento salarial concedido a principios de año por Giacomino, quien luego se arrepintió. Pecó de imprevisor o de ingenuo, en cualquier caso, reprochable: enero, $ 69.176.470; febrero, $ 70.381.831; marzo, $ 73.287.908; abril, $ 78.357.846; y mayo, $ 78.583.777.

Comentá la nota