El déficit del IPAUSS tiene origen en las deudas del Gobierno

La nota enviada por la mandataria a la Administración Nacional carece de precisión, marca la falta de responsabilidad y la manipulación de datos para evadir el compromiso respecto del verdadero origen de la crisis financiera que afecta al organismo. Además, la proyección de un déficit financiero para el ejercicio 2010, de 65 millones de pesos, representa los aportes de los trabajadores que el Gobierno ya reconoce no abonará durante el presente año.
Marcando su falta de vocación de diálogo político con las instituciones, su apego a decidir en soledad y no dar a publicidad las gestiones que lleva adelante, el pasado martes 22 de diciembre, la gobernadora María Fabiana Ríos de Longhi formalizó una solicitud de asistencia financiera ante la Administración Nacional de Seguridad Social (ANSES) para el IPAUSS, de 50 millones de pesos, argumentando que para 2010 el organismo poseerá un déficit financiero de 64.957.339,61 de pesos.

La copia del fax entregada a los jubilados durante la tarde del 22 de diciembre había sido remitida al ANSES minutos antes, ya que tiene a las 15.30, como horario formal de ingreso. Y aunque hasta la fecha nunca fue remitida a los medios de prensa, la misma tampoco no surgió del consenso mutuo con las autoridades del Instituto Provincial, toda vez que formalmente los directores del IPAUSS recién tomaron conocimiento de la misma, el jueves 14 pasado, en el mismo momento que les envió el borrador del proyecto de convenio, que plantea que para acceder a un financiamiento de 50 millones de pesos se hace necesario la transferencia del sistema previsional fueguino, a su homólogo nacional.

La ensalada rusa de Ríos

La línea argumental que siguió Ríos para requerir a la ANSES financiamiento bien puede calificarse de una verdadera ensalada rusa donde se mezclan datos absolutamente parciales de la deuda que el Estado mantiene con el IPAUSS, con la no coparticipación de la Provincia de los fondos que aporta al sistema nacional desde el año 1992 y por el otro, quejas respecto a la falta de una compensación económica de parte de Nación, por el arribo de argentinos venidos de otras provincias.

La rebuscada y antojadiza descripción planteada en tal sólo 7 hojas por la Gobernadora a la Administración Nacional se aleja de los fundamentos que ella misma describía antes y durante su paso por la Legislatura fueguina. La que al igual a la esgrimida por el hoy senador nacional José Carlos Martínez, se podrían haber constituido en verdaderos documentos respecto al origen y construcción histórica de la deuda que el Poder Ejecutivo fue contrayendo con el IPAUSS.

Ríos no le dice la verdad a la ANSES

Tomando las afirmaciones que efectúa Ríos sobre la situación financiera que vive el Instituto Provincial Autárquico Unificado de Seguridad Social, que envió a la ANSES y que en 27 días no dio a conocer a la sociedad, los profesionales de instituto efectuaron las siguientes consideraciones:

1.- Es cierto que hasta el momento el IPAUSS no lo había mostrado desequilibrios. Pero también es cierto que si entra menos de lo que debería, si el deudor transfiere menos de lo que le corresponde, evidentemente se produce un desequilibrio.

2.- No es que se gaste más de lo que se debe, se paga en función de la cantidad de jubilados y de los compromisos con los prestadores y sobre lo que debería entrar. Esto no significa que haya un déficit, lo que quiere decir es que paulatinamente, todos los meses Gobierno queda debiendo algo, que agudiza la situación.

3.- Es falso que hasta el momento, hubiera estado todo bien, permanentemente el Gobierno como máximo acreedor del IPAUSS está debiendo algo.

4.- El desequilibrio que Ríos le dice a Nación que posee el Organismo se produce porque su gestión no deposita todas las obligaciones que le corresponden en materia de aportes y contribución.

5.- Del ciento por ciento de los aportes de ambos sistemas, Gobierno deposita el 70 por ciento en asistencial y el cero por ciento previsional. Eso significa que dejan de pagar mensualmente unos 7 millones de pesos.

6.- Las dificultades registradas en los últimos meses en el IPAUSS tienen origen en el mismo Poder Ejecutivo. Los argumentos que presenta Ríos a la Administración Nacional para solicitar esos fondos son falsos, su gestión debe asumir esa responsabilidad ante el ANSES y si obtiene fondos no debe involucrar al Instituto, debe asumirlos el Ejecutivo.

7.- Cuando el Gobierno indica el IPAUSS no posee reservas que permitan hacer frente a este déficit, debido a que en el año 2000 los ahorros de los trabajadores fueron utilizados para sanear la situación del Banco de Tierra del Fuego, mediante la creación del Fondos Residual Ley 478, donde se tomaron 208 millones de dólares, no hace mención que la deuda fue asumida por el Gobierno y no por la entidad financiera estatal y que por ley especial 676, fue el propio Gobierno quien se comprometió a devolver una cuota mensual equivalente al haber pasivo. Olvidándose de informar a Nación, que ese compromiso se dejó de pagar en marzo de 2008. Cuyo saldo de 62 millones de pesos, es la plata que quedó guardada en el Banco Nación y que pretende ser utilizada para préstamos personales a los afiliados. El art. 5 de la Ley 478, exime al BTF de esa responsabilidad y a ella la toma el Ejecutivo.

8.- No es correcto que el Gobierno informe que estas circunstancias descriptas hayan generado que lleguemos a una situación de déficit proyectado para el ejercicio 2010 en la Caja Previsional de la Provincia, de 64.957.339,61 de pesos, como argumentos para solicitar 50 millones.

9.- Al día de la fecha las obligaciones mensuales entre todos los organismos con el sistema previsional es de 23 millones de pesos. De esa masa dineraria 14 millones son de Gobierno, de los cuales solo transfieren 7,5.

10.- El IPAUSS no tiene déficit, tiene deudores y el principal es el Poder Ejecutivo.

11.- No existen grandes diferencias entre el IPAUSS y el Gobierno en cuanto a la deuda histórica, la diferencia pasa en cuanto a los intereses. Conversaciones técnicas hemos tenido muchas, pero ninguna que apunte firmemente a efectuar un plan de pago. De hecho que se judicializó toda la deuda a diciembre de 2008.

12.- En la descripción del déficit que plantea Ríos a la ANSES ella ya está anticipando que en 2010 no van a abonar 65 millones de pesos. Que es lo mismo que decir, "no voy a cumplir con el 100 por ciento de las obligaciones, por lo que necesito que la ANSES les dé una mano".

Comentá la nota