La Defensoría del Pueblo abrió las puertas de su nueva sede

En un acto del que participaron los ministros de Economía y Salud de la provincia, Jorge Jiménez y Pablo Yedlin, el ombudsman de la provincia Jorge García Mena dejó inaugurado el edificio de 4 pisos.
Con un emotivo acto, quedó inaugurada ayer la nueva sede de la Defensoría del Pueblo.

En la ceremonia, el ombudsman Jorge García Mena resaltó el esfuerzo puesto de manifiesto en particular por el personal de la repartición "ya que trabajaron más allá de lo necesario para adecuar las instalaciones y presentarlas hoy en las condiciones que pueden verse", dijo el funcionario.

Estuvieron presentes al momento del tradicional corte de la cinta, los ministros de Economía, Jorge Jiménez, y de Salud, Pablo Yedlin, además del viceministro de Salud Avellaneda; el vocal del Tribunal de Cuenta, Sergio Díaz Ricci; los Defensores del Pueblo de Santiago del Estero, de la ciudad de La Banda de la vecina provincia y de Jujuy, además de funcionarios de distintos ámbitos y representantes de organizaciones no gubernamentales.

En la nueva sede, que consta de cuatro pisos, en función de la adecuada cantidad de metros cuadrados cubiertos disponibles, se realizaron diversos trabajos y se instaló equipamiento para poner en funcionamiento, de la mejor manera, el nuevo local de institución. Entre ellos se destacan: el moderno equipaje y mobiliario, iluminación con artefactos específicos y de bajo consumo, climatización en cada oficina, red de PC con sala de servidores y switchs.

El ministro de Economía Jorge Jiménez destacó el importante rol que cumple la Defensoría del Pueblo en el estado de derecho, resaltando que es la repartición en la cual se determina con marcada precisión cuáles son las necesidades reales de la ciudadanía.

Como cierre el Ombudsman entregó medallas recordatorias al personal que cumplió diez años de servicio en la Defensoría.

Comentá la nota