La Defensoría afirmó que medicamentos confiables sólo se hallan en farmacias

A partir de hoy todos los medicamentos deben venderse únicamente en farmacias habilitadas, así lo establece la Ley 26.567 que modifica la Ley 17.565/ 67.
Esta norma señala que la preparación de recetas, la dispensa de drogas, medicamentos, incluidos los denominados de venta libre y de especialidades farmacéutica, cualquiera sea su condición de expendio sólo podrán ser efectuadas en todo el territorio de la nación en farmacias habilitadas.

Regula también que los medicamentos de venta libre deberán ser dispensados personalmente en el mostrador por farmacéuticos o personas autorizadas para el expendio; su venta y despacho fuera de las farmacias se considerará ‘’ejercicio ilegal de las farmacias’’, y sin perjuicio de las sanciones establecidos por la ley los que las efectúen podrán ser denunciados por infracción al Código Penal.

Es por ello que la Defensoría del Pueblo, manifestó que siendo el medicamento un bien social y sanitario, que si bien tiene características de bien comercial, no debemos olvidarnos que tiene incidencias directas sobre el bienestar de las personas. Por ello cada farmacia debe contar con un profesional universitario preparado para satisfacer las inquietudes en cuanto el estado de salud y tratamiento prescripto a la población y de allí nace que es por lo tanto el único establecimiento en condiciones en donde se puede obtener un remedio con toda la información y los cuidados necesarios para iniciar y/o continuar un tratamiento.

El Defensor del Pueblo d la Provincia de Formosa, Dr. José Leonardo Gialluca, afirmó que la importancia de adquirir los medicamentos únicamente en farmacias habilitadas, no pasa solamente por una cuestión de una ley, sino también en que un individuo al consumir un medicamento ilegítimo puede enfermar por su ingesta además permitiría que la enfermedad de base que se pretende curar avance. Por ello subrayó que los consumidores, debemos observar: no comprar medicamentos en la vía pública o a través de televisión o Internet, y no adquirir productos cuyos dispositivos de seguridad (precintos) hayan sido violados.

Dijo que seguramente pasará un tiempo hasta que todos los comercios y kioscos entiendan que no pueden vender ningún medicamento y los consumidores debemos ser concientes de adquirirlos únicamente en farmacias habilitadas pues el farmacéutico es un profesional de la salud que está para servir y ayudar a la comunidad.

Comentá la nota