Defensor del Pueblo: la comuna se quiere despegar de los ediles

El argumento central del municipio es que es el Concejo Deliberante capitalino es el que debería responder por los concejales, y no la Municipalidad.
Los abogados de la Municipalidad de la Capital presentaron recientemente una oposición para que la Justicia no constituya a la comuna como demandada civil en la querella por calumnias e injurias que le iniciaron dos abogados a miembros del Concejo Deliberante de la Capital, en el marco del escandaloso proceso de selección del Defensor del Pueblo.

La querella fue presentada por los abogados Tadeo Herrera y Marcos Denett, quienes se sintieron injuriados por un grupo de concejales cuando emitieron un "dictamen descalificatorio" hacia los letrados luego de intentar declarar desierto el concurso. Además de accionar penalmente contra los ediles Esperanza Acuña de Lauría, Luis Fadel, Yris Dré, Edgardo Ávalos y Amabilia Ortiz de Mugas (sólo la primera dejó el cargo), Herrera y Denett también les iniciaron una demanda por resarcimiento civil, todo ello en trámite en la Cámara en lo Penal de Segunda Nominación.

Conjuntamente, los letrados consideraron que el Estado Municipal también debía responder como demandado en el caso, por ser los concejales funcionarios bajo su nómina.

Sin embargo, la abogada Verónica Castillo presentó la oposición a tal pretensión ante el tribunal de la Cámara, señalando que "la persona jurídica que debió ser constituida en demandada civil es el propio Concejo Deliberante como órgano de Gobierno del cual los concejales son sus representantes natos, y bajo ningún concepto ni lógico ni jurídico (lo podría ser) el ejecutivo Municipal".

En nombre de la Municipalidad, la abogada remarcó que al quedar establecida la autonomía de los órganos de gobierno municipal, a través de los artículos de la Carta Orgánica, "la constitución de demandada civil de la Municipalidad en el proceso penal que se inicia sólo hubiera sido procedente si estábamos ante actos realizados por funcionarios del Ejecutivo Municipal y no por concejales".

El concurso que fue convocado por el Concejo Deliberante en 2006, y que aún no tiene resolución, generó todo tipo de polémicas luego de que el grupo de ediles del oficialismo del Frente Cívico y Social aconsejara declarar desierta la selección, pese a que ninguno de los postulantes había reprobado el examen y tenían calificaciones que iban de "excelente" a "regular".

Sin embargo, se argumentó en el dictamen que "ninguno de los concursantes tenía las condiciones necesarias para ocupar el puesto" y que "no fueron satisfechas las expectativas por ninguno de los postulantes". Otro dictamen por minoría de los concejales de la oposición proponía al abogado Marcos Denett como Defensor del Pueblo.

En la apertura de las sesiones de este año, el presidente del Concejo, Simón Hernández, opinó que el cuerpo tendrá que revisar todo el trámite realizado para seleccionar al Defensor del Pueblo, para luego tomar una decisión en una sesión especial. Hasta la fecha, no hubo ningún avance al respecto.

Comentá la nota