"Defender a la Provincia, no al gobernador"

Sobre la implicancia institucional de que el gobernador Juan Schiaretti no cuente con un hombre de su confianza en el Senado, el constitucionalista Antonio María Hernández respondió que la misión de los senadores es representar al Estado, no al gobierno provincial.
"Los senadores representan al Estado, no al gobierno provincial –declaró Hernández–. Lo que importa es que defiendan los intereses de la provincia, más allá de la relación con el gobernador".

Según Hernández, la reforma constitucional de 1994 "jerarquizó el Senado, lo fortaleció y lo democratizó al sacarle a las legislaturas la elección de los miembros, para dársela a los ciudadanos". Y agregó: "El pueblo es que le da más legitimidad a la institución y, para ello, debe haber un control muy estricto de los ciudadanos sobre la actuación de sus representantes".

Hernández afirmó que los senadores "deben respetar el contrato moral con el pueblo", y recordó que también en Estados Unidos se hizo una enmienda en 1993 para que los ciudadanos elijan a los senadores.

Comentá la nota