Se declaró el reconocimiento a la propiedad comunitaria de la tierra que ocupan los aborígenes.

La Ley N° 26.160 declara la "emergencia en materia de posesión y propiedad de las tierras que tradicionalmente ocupan las comunidades indígenas originarias del país".
Además, prohíbe "la ejecución de sentencias, actos procesales o administrativos, cuyo objeto sea el desalojo o desocupación de las tierras". Por otro lado, designa al Instituto Nacional de Asuntos Indígenas (INAI) como ente encargado de "realizar el relevamiento técnico jurídico catastral de la situación dominial de las tierras ocupadas por las comunidades indígenas".

¿CÓMO SURGIÓ?

En el marco de la histórica lucha por la reivindicación de los derechos de las comunidades indígenas en nuestro país, la ley impulsada por la entonces senadora y actual ministra de Desarrollo Social de la Nación, Alicia Kirchner, fue sancionada el 1 de noviembre de 2006. De esta manera, se logró plasmar legalmente lo establecido en la Constitución Nacional, que en su artículo 75, inciso 17, determina que corresponde al Congreso "reconocer la preexistencia étnica y cultural de los pueblos indígenas argentinos. Garantizar el respeto a su identidad (…) reconocer la personería jurídica de sus comunidades, y la posesión y propiedad comunitarias de las tierras que tradicionalmente ocupan; y regular la entrega de otras aptas y suficientes para el desarrollo humano", señalando que "ninguna de ellas será enajenable, transmisible, ni susceptible de gravámenes o embargos".

¿CÓMO SE EJECUTARÁ?

El programa de Relevamiento Territorial de Comunidades Indígenas será financiado y coordinado a nivel nacional por el INAI y por el Instituto del Aborigen Chaqueño (IDACH) a nivel provincial. La tarea será realizada por un Equipo Técnico Operativo.

¿QUÉ HARÁ EL PROGRAMA?

Su objetivo será la implementación del relevamiento técnico-jurídico-catastral de la situación dominial de las tierras que en forma tradicional, actual y pública ocupan las comunidades de los Pueblos Indígenas de la Provincia del Chaco.

¿A QUIÉN ESTARÁ DIRIGIDO?

A los pueblos Qom, Wichi y Moqoit.

¿QUÉ ASPECTOS SE TENDRÁN EN CUENTA?

Se trabajará sobre la organización de las comunidades, los antecedentes de ocupación de los territorios, los aspectos socio-productivos y los componentes del territorio en todas sus dimensiones. También se realizará la implementación del sistema de información geográfica, y el estudio de la legalidad y legitimidad de los títulos correspondientes a los territorios que ocupan. Además, se desarrollará un mapa de conflictos de los territorios relevados, un diagnóstico que sistematice la situación de las comunidades y sus territorios.

Por último, se diseñará un plan operativo para instrumentar el relevamiento a los efectos de hacer posible el reconocimiento de la posesión y propiedad comunitaria de los territorios que ocupan las comunidades relevadas. El programa abarcará un período de 24 meses, en los años 2009 y 2010.

Comentá la nota