Se declarará la emergencia agropecuaria por la sequía en la provincia.

El ministro de Asuntos Agrarios de la provincia recibió en Mar del Plata a referentes de las entidades del campo. También se reunió con productores de Miramar, Mar Chiquita y Balcarce. El intendente Pulti convoca hoy a la mesa de emergencia agropecuaria l.
"La declaración de emergencia va a ser aprobada porque en casi toda la provincia las características son las mismas" aseveró ayer el ministro de asuntos agrarios de la provincia de Buenos Aires, Emilio Monzó. Fue luego de una cadena de reuniones con productores de Mar del Plata, Miramar, Mar Chiquita y Balcarce.

En diálogo con los periodistas el funcionario aseguró que el 12 de febrero, en la próxima reunión de la mesa de emergencia de la provincia de Buenos Aires, se formalizará el trámite aunque aclaró que los beneficios de la medida serán retroactivos a enero.

En ese contexto el intendente Gustavo Pulti informó que hoy reunirá a la mesa agropecuaria para formalizar todos los requisitos que hacen a la petición formal de la declaración de emergencia. También hicieron la solicitud los jefes comunales de las localidades vecinas.

Monzó aseguró que su cartera está pensando en medidas de ayuda "al productor ganadero para la alimentación de su producción más allá de la emergencia", aunque reconoció que "todo lo que se hace cuando hay un desastre de cualquier tipo que tenga que ver con una cuestión de naturaleza no prevista, son paliativos, no la solución definitiva".

Los datos que trajo el ministro no hicieron más que confirmar la cruda realidad que venían vaticinando los productores. Aseguró que desde el primero de enero a la fecha el promedio de precipitaciones fue de 10 milímetros en la provincia y mostrando un mapa confeccionado con datos hasta el 2 de enero indicó que "en ese momento el noroeste quedaba afuera del problema, hoy seguramente toda la provincia está en la misma situación".

Las ayudas

El funcionario explicó la metodología que se sigue para este proceso y las ayudas que contempla, señalando que "la mesa de emergencia local, a través del intendente municipal solicita a la mesa de emergencia provincial, que es la que declara". Aclaró que esta decisión no es "política" ni ve "cuestiones que no tengan que ver con un criterio técnico informado por el Inta".

"La comisión, una vez declarada la emergencia y/o desastre, informa al intendente y el propietario, en forma particular, es el que requiere acogerse a esta situación a través de una declaración jurada" indicó.

La comisión de emergencia de la provincia de Buenos Aires está conformada por los Ministerios de Agricultura y Economía -de quién depende Arba-, el Banco de la Provincia, las entidades del sector agropecuario y los técnicos.

Son ellos quienes determinan, parcela por parcela si la situación es de emergencia o desastre, teniendo en cuenta que emergencia es cuando está afectada entre un 50 y 80% la parcela y el desastre, cuando está afectado más del 80% de la parcela.

En ese escenario "la emergencia lo que hace es postergar las obligaciones con Arba y el desastre las condona". En tanto en el caso de compromisos crediticios "siempre es postergación" de los vencimientos.

La producción de trigo -principal cultivo del sudeste bonaerense- está este año "por debajo de los 9 millones de toneladas, cuando el año pasado fue de 14, 15 millones" reconoció el ministro Monzó, señalando que la pérdida es del 40% en este caso "debido a que hubo menos área sembrada pero también a la sequía". Se estima que las pérdidas económicas en este caso estarán "por encima de los 3 mil millones de dólares".

El maíz es otro cultivo que está "complicado por el estrés hídrico".

Monzó aprovechó para adelantar que su gestión está trabajando "con el gobierno nacional para encontrar alguna salida especialmente en cuanto al complejo cárnico". Es que en todas las reuniones que mantuvo en Mar del Plata y los distritos vecinos, se le señaló la preocupación por la grave situación ganadera.

En ese contexto aseguró que "esta situación ha corrido un velo que deja a la vista que las políticas que podemos implementar quizás no llegan en tiempo y forma, por lo tanto hay que buscar alguna salida: buscar un fondo anticíclico o tener una ley de seguro agrícola" agregando que "lo que tenemos que hacer ahora es comenzar a estudiar herramientas que pueden ser una solución en la próxima emergencia".

Cinco reuniones en casi cuatro horas

El ministro Emilio Monzó trabajó en el despacho del intendente, recibiendo por separado a representantes de Coninagro, Sociedad Rural de Mar del Plata, Aapresid, el programa de Autoproducción de Alimentos -de la UNMdP y el INTA- y también referentes del sector pesquero, entre las 13 y las 15, hora en que dialogó con la prensa local.

Por la mañana, había estado dos horas reunido con funcionarios y productores de Miramar y recorrido campos. En tanto al atardecer, también escuchó a productores y funcionarios de los partidos de Mar Chiquita y Balcarce, en la localidad de Coronel Vidal.

En todos los casos estuvo acompañado por el secretario de Asuntos Municipales de la provincia, Juan De Jesús.

"quiero expresar mi agradecimiento por la voluntad de trabajar en nuestra ciudad con sectores muy importantes de nuestra comunidad que están relacionados con el trabajo, el empleo, el progreso económico de los marplatenses. Nos sentimos verdaderamente reconfortados de que la presencia activa se produzca para proyectos importantes de futuro pero también para atender las dificultades que supone la coyuntura actual para el sector agropecuario", aseguró el intendente gustavo Pulti al término de las reuniones.

La sequía en números

* 10 es el promedio de milímetros de lluvia caída en la provincia desde el primero de enero a la fecha.

* En 14 distritos del sur de la provincia ya se declaró la situación de desastre por la sequía.

* Se estima que para el fin de semana otros 61municipios formalizarán el mismo pedido de declaración de emergencia y/o desastre.

* 2 metros es la altura que el maíz alcanza en esta época. En la chacra del INTA en Miramar que visitó el ministro Monzó, ayer las plantaciones no superaban el 1,50 metro.

* La producción de trigo esta temporada es de 9 millones de toneladas, un 40% menos que el año pasado.

* Esta situación generará pérdidas por encima de los 3 mil millones de dólares.

Comentá la nota