El PJ decidió abstenerse y tampoco votará a Irene Blanco

"Ningún postulante nos representa", le dijo Gonzalo Bagú a este Diario tras la reunión. Blanco queda sustentada por el curismo.
Miguel Santellán y Adriana Capuano, los dos concejales del Partido Justicialista que asumirán el lunes, tampoco votarán a María Irene Blanco como presidente del Concejo Deliberante y se abstendrán a la hora de apoyar candidatos.

"Ninguno nos convoca ni nos hace sentir representados. Nos vamos a abstener y evitaremos meternos en una interna política que es de otros sectores", agregó escuetamente Gonzalo Bagú, el secretario general del PJ que presidió la reunión en ausencia del presidente, Armando Domínguez, quien acababa de aterrizar en Buenos Aires proveniente de Chile. Pero no llegó al plenario.

En el encuentro de una hora y media, unas 40 personas entre las que estaban Santellán y Capuano analizaron el tema, y apareció el riesgo de entregar el mínimo pero firme capital político que el PJ edificó con los dos concejales que logró el 28 de junio.

Y todo a cambio de nada, porque en el encuentro nadie pudo precisar qué ofrecía el eseverrismo a cambio de lograr dos votos más para María Irene Blanco.

Con las dos abstenciones decididas este viernes, hasta ahora esa posición de no voto sumaría a cinco ediles: los dos mencionados, Julio Alem, Carola Patané y Gustavo Alvarez.

El curismo le daría sus dos votos a Blanco (con lo cual quedará en claro que es el primer bloque de apoyo del oficialismo), la Coalición Cívica le dará sus cinco votos a un cadidato de sus propias filas y el denarvaísmo, con dos votos, haría lo mismo por su propia candidatura.

Comentá la nota