"Debemos dejar de ser una chacra barata para los Kirchner"

"Debemos dejar de ser una chacra barata para los Kirchner"
Cuestionó al matrimonio presidencial. Sostiene que todo el PJ lo respaldará.
-Después de casi una década como defensor del Pueblo, ¿qué lo impulsó a volver a la política?

–La convicción de que puedo hacer un aporte para ayudar a que Córdoba logre el protagonismo que merece en el ámbito nacional. Los casi 10 años que ocupé la Defensoría del Pueblo me sirvieron para aprender mucho y para convencerme de que hay que trabajar mucho para federalizar el país.

–¿Cuáles serán sus principales propuestas si es elegido senador?

–Vamos a plantear tres puntos básicos: defensa de los intereses de Córdoba, que significa recuperar los recursos que nos pertenecen. La provincia debe dejar de ser una chacra barata a la que los Kirchner le sacan recursos. Bregaremos por la baja de las retenciones al agro. Exigiremos una nueva ley de coparticipación. Debe haber una cuestión solidaria con las provincias más pobres, pero también de equilibrio con las que más aportan. Además, es imprescindible una reforma política a nivel nacional y crear nuevos entes reguladores. Debemos construir un país más federal y con mejor calidad institucional.

–Será parte del oficialismo en Córdoba. ¿No teme que luego sus propuestas no se cristalicen por presión de la Nación sobre el gobernador?

–Esto lo hablé con absoluta claridad con el gobernador Schiaretti: voy a asumir un sólo compromiso, que es con los cordobeses. No tuve, no tengo ni tendré vínculos con el modelo de construcción política de los Kirchner. No creo en este modelo, que es cercano al autoritarismo. No integraré el bloque oficialista, y la idea es construir un bloque con los demás senadores de la Región Centro, es decir, Santa Fe y Entre Ríos. El gobernador sabe que trabajaré en todo lo que es pelear por los intereses de Córdoba. No puedo compartir nada con alguien como Kirchner que divide la política en amigos y enemigos. Por eso, tuve tantos enfrentamientos con los Kirchner en mi tarea de defensor del Pueblo de la Nación.

–¿Qué lo diferencia del juecismo y la UCR, que también cuestionan al Gobierno nacional?

–Yo voy a hacer propuestas. Expondré mi programa para llevar al Senado. Obviamente voy a invitar a los cordobeses que me acompañen con su voto para poder hacer realidad mis proyectos en el Congreso. Los demás candidatos seguramente harán lo mismo y la gente decidirá en las urnas. Estoy dispuesto a debatir ideas con mis eventuales adversarios. También tengo disposición para acordar cuestiones comunes, si hay coincidencias. Desde ya, adelanto que no voy a entrar en ningún debate por cuestiones personales. Debatiré ideas y propuestas sobre políticas públicas, nada más. Las cuestiones particulares cada uno las tiene que resolver como puede.

–¿Tendrá el apoyo de todo el PJ, luego de las discusiones internas que generó su candidatura?

–Tengo claro dos cosas: están en su derecho los que plantearon cuestiones como que hace 10 años que no milito en el PJ. Como defensor del Pueblo tenía prohibido por ley militar en política y lo cumplí. Cuando decidí volver a la político, renuncié de inmediato, como debe ser. También digo que no busqué la candidatura. El gobernador consideró que tengo condiciones para afrontar esta responsabilidad. Yo creo que el peronismo en su conjunto respaldará la decisión del gobernador de impulsar mi candidatura. También tengo la convicción de que apoyará las propuestas que les ofreceremos a los cordobeses. Cada uno puede opinar y no voy a detenerme en zonceras. Pero, además, siento el aliento de la militancia y la gente común. Todo lo contrario de lo que dicen algunos dirigentes de mi partido. Estoy convencido de que habrá amplios sectores no vinculados al PJ que me apoyarán porque saben lo que hice desde la Defensoría del Pueblo.

Comentá la nota