La UCR debatió en Esquel la posibilidad de unirse al resto de la oposición

CIMADEVILLA ENCABEZO REUNION CON PRESIDENTES DE TODOS LOS COMITES DE LA PROVINCIA
Dirigentes radicales de toda la provincia asistieron ayer por la tarde a la charla brindada por el presidente del partido, Mario Cimadevilla, sobre los temas abordados en el encuentro que mantuvo días atrás en Buenos Aires con el titular de la UCR a nivel nacional Gerardo Morales, referida a la convocatoria a una Convención Nacional que se realizará en febrero en Mar del Plata, y que definirá si la UCR se une o no a un frente opositor con el ARI, el socialismo y partidos provinciales, en las próximas elecciones de 2009.

La reunión se realizó en la acalorada tarde de Esquel, en el SUM de la escuela 76, y entre otros temas, también hubo planteos de los asistentes sobre las definiciones que el partido debe tomar con aquellos dirigentes que se suman a las filas del oficialismo o que directamente ocupan cargos en el Gobierno.

Asistieron los titulares de los comités de todas las ciudades, pero con una marcada presencia de los comités de la región cordillerana, especialmente el de Trevelin, cuyas autoridades reclamaron al presidente de la Convención, Raúl Barneche, que instruya al Tribunal de Disciplina para que evalúe lo antes posible la presentación que se hizo contra dos concejales de esa localidad que votaron ordenanzas junto al oficialismo y contra la opinión del partido.

NUEVA REUNION

Luego de la reunión, Cimadevilla explicó la metodología que se sigue puertas adentro del partido, y sostuvo que «hemos convocado a todas las autoridades partidarias, les hemos explicado qué es lo que se avanzó, qué es lo que se conversó tanto en el orden nacional como provincial, para que también ellos que tiene sus propias realidades, busquen o no la conveniencia de este tipo de acuerdo».

El presidente de la UCR hizo hincapié en que «queremos que esto tenga institucionalidad, y que si se llega a algún tipo de entendimiento, no sea en una mesa de 4 o 5 de cada lado», y remarcó que «la idea es que cuando lo tengamos que resolver en una convención partidaria, esto esté muy conversado en cada uno de los rincones de la provincia».

La definición final, aclaró, seguramente se tomará en «una Convención Nacional que se realizará en febrero que resolverá este tema, y a partir de allí los distritos, que van a tener independencia para resolver, tendremos que empezar a juntar nuestras convenciones».

ACUERDO ELECTORAL

Por otra parte, Cimadevilla aclaró que la discusión no se agota en una cuestión electoral, que «no se sabe si se podrá logar un acuerdo electoral, pero que en todo caso, el objetivo es lograr una nueva forma de convivencia distintas a la que propone el kirchnerismo y el dasnevismo, que desde el oficialismo proponen la prepotencia, la intolerancia y la falta de diálogo».

Si se logra ese consenso, después se hablará de candidaturas, dijo el dirigente. «Si a partir de allí logramos una confluencia electoral, bienvenida, y veremos quien la lidera, y si no, por lo menos encaramos como tema de debate el hartazgo que la sociedad hoy tienen hacia estas prácticas políticas que hoy tiene el oficialismo», aseguró.

SANCIONES

Respecto a los planteos que hicieron en la reunión algunos dirigentes que continúan pidiendo sanciones del partido a quienes comulgan dentro del oficialismo, Cimadevilla aclaró que «estamos tratando de armar con aquellos que no tienen una visión parecida a la del oficialismo, que ha cooptado voluntades incluso del radicalismo, porque esto tiene que tener sustento ideológico».

A la consulta por el pedido del radicalismo de Trevelin para que se sancione a dos concejales, fue muy cauto al decir que «somos un partido que funciona orgánicamente, y para eso el Tribunal de disciplina tiene que analizar la denuncia, dará vista a los imputados que harán su descargo, ofrecerán su prueba y luego resolverá. Nosotros no vamos a emitir opinión hasta que se resuelva, para no meter presión a los jueces».

Y finalmente sobre la inclusión o no de Julio Cobos, que fue un tema que no se abordó en el encuentro, Cimadevilla fue tajante al sostener «me remito a lo que dice el presidente del Comité Nacional, mientras Cobos sea vicepresidente de un gobierno al que la UCR se opone, no hay mucho que conversar. Cuando deje de serlo, veremos».

CANDIDATURAS

Por su parte, el presidente de la Convención provincial, Raúl Barneche dijo que lo que se analiza es «la posibilidad de crear una unificación opositora, a través de los mismos planteos sobre las problemáticas del Estado. Este es el primer paso, y que esto se transforme después en una alianza electoral va a ser una consecuencia de la solidez con que estos posicionamientos se materialicen».

En la reunión observó que «cada uno tiene una realidad distinta en su comité. Hay gente que está cercana a partidos como el Pach, otra por cuestiones domésticas a algunos miembros del ARI, inclusive hay sectores del peronismo que comulgan problemáticas de la ciudad con el radicalismo».

Y aclaró que «esto no va a ser una imposición desde el Comité Provincia a los departamentales, en la búsqueda de pautas de consenso», e instó a «quien se siente radical, debe sentirse convocado por este esfuerzo que estamos haciendo».

Comentá la nota