El debate y las especulaciones, en el terreno de los concejales

El PJ espera sumar adhesiones. Pero la negativa opositora es amplia mayoría.
Con el regreso del intendente Daniel Giacomino luego de sus vacaciones, la disputa por las condiciones necesarias para erigir un centro cívico y otro de convenciones se consolida como un tema de debate en el nivel municipal.

Igual que los concejales, el Ejecutivo tendrá que opinar y fundamentar sobre el tema, porque el proyecto del centro cívico depende de que el Concejo Deliberante autorice a construir en altura donde hoy están la Casa de Gobierno y el ex Instituto Pablo Pizzurno. Es decir, que cambie la ordenanza sobre el uso del suelo en esos sitios.

El debate será abordado oficialmente por los ediles cuando se inicien las sesiones extraordinarias del Concejo, el mes próximo. Y aunque en principio hay mayoría por no modificar la ordenanza y no permitir allí construcciones en altura, la disputa no está terminada.

La Casa de las Tejas y el Pizzurno son “áreas institucionales” y si no se cambia esa definición, no se pueden hacer edificios allí. Y la Provincia necesita la autorización para venderlas a buen precio y financiar el centro cívico. Ayer, voceros del Gobierno provincial confiaron en que darán vuelta la negativa de la mayoría. ¿Cómo lo harán?

Intentarán reunir en un voto positivo a los tres ediles del PJ, más los cuatro del “olguista” bloque Eva Perón, así como a los peronistas independientes Graciela Nicolás y Fernando Masucci; si a ello se agregan los seis radicales, se llega a los 15 concejales que en conjunto tienen las fuerzas opositoras. Con uno solo que se “pase” del oficialismo, tendrían 16, lo cual es mayoría en un cuerpo de 31 personas. Fuentes del peronismo sostuvieron que el intendente Giacomino deberá “jugar” en este tema y acercar el voto de algunos concejales.

Negativas. Esa visión del PJ no es compartida por otros. En el Frente Cívico aseguran que tendrán mayoría –y quizá hasta unanimidad– para rechazar cualquier proyecto de cambio en la ordenanza del uso del suelo.

No son los únicos en esa posición. Desde la UCR, Ramón Mestre aseguró que también votarán en contra. El edil recordó que en la última campaña el radicalismo había planteado la negativa a la venta de propiedades del Estado. Una postura similar formuló el peronista independiente Masucci.

A su vez, desde el bloque Eva Perón ayer habló el edil Miguel Siciliano, para ratificar la postura que había adelantado Olga Riutort, titular de la bancada: en el caso de la Casa de Gobierno, que se prolongue el bulevar Chacabuco hacia la Ciudad Universitaria; todo lo que quede a la izquierda, que se anexe al Parque Sarmiento y sobre la derecha, que se permita construir en altura. Y que el Pizzurno pase a la Nación para uso de las universidades Nacional (UNC) y Tecnológica (UTN).

Aclaración. Como es una postura intermedia que autoriza algunas construcciones, se le preguntó si podrían acompañar un proyecto del PJ que priorice los permisos para edificar. Siciliano insistió en que una parte deberá anexarse al Parque, por lo que no acompañarán un proyecto que no contemple esa situación.

Si estas posturas se cristalizaran, habría una abrumadora mayoría en contra de cambiar la ordenanza. La Provincia debería buscar nuevas formas para financiar la iniciativa, o enviarla al archivo.

Pero la instancia de debate en un cuerpo colectivo puede ofrecer alternativas si se plantean ideas intermedias. En ese sentido apuntaría el PJ, procurando mostrar que en la actual Casa de las Tejas la edificación a proponer compartiría y conviviría con las áreas verdes; es decir, que no sería sólo más cemento a cambio de nada para Nueva Córdoba. Igualmente, no parece un emprendimiento fácil de “vender”.

Más allá de que la consulta popular propuesta por el juecismo se haga, se caiga o se postergue, el Concejo se perfila como el ámbito natural y central para el debate del cual depende el proyecto del centro cívico.

Escenario

Advertencia. La jueza electoral municipal de Córdoba Cecilia Mathieu dijo que para organizar una consulta popular hacen falta por lo menos dos meses.

Problema. Esto echaría por tierra la idea del juecismo de realizar el 22 de febrero la consulta popular sobre autorizar o no a construir edificios de altura en la actual Casa de Gobierno y el ex Instituto Pablo Pizzurno.

Definición. De todas maneras, la decisión vinculante pasará por lo que resuelva el Concejo Deliberante de la Capital.

Estrategias. El PJ confía en mostrar un proyecto viable y conseguir apoyo de otras fuerzas opositoras y de algunos ediles frentistas. Hasta ahora, el rechazo de casi todos es rotundo.

Comentá la nota