Dardos del campo a Scioli

Tras una asamblea de más de 800 productores, señalaron que esperan medidas frente a la crisis y la sequía. “Que dejen de hacer anuncios para la tribuna”, pidieron. Preparan el retorno de los tractorazos en el interior provincial
Dirigentes del agro bonaerense cerraron ayer una asamblea de cerca de un millar de productores rurales en la localidad de Stroeder con fuertes cuestionamientos hacia la Nación y la Provincia. El Consejo Federado de la provincia de Buenos Aires (CFB) lanzó fuertes críticas a Daniel Scioli, por “pasársela recorriendo el mundo y no venir a acompañar a la gente de su Provincia que verdaderamente la está pasando mal”.

“Estamos esperando medidas para resolver esta angustiosa situación”, subrayaron los ruralistas en referencia a la sequía que azota a gran parte del territorio bonaerense.

El Consejo sesionó en el sudoeste de la Provincia, en una asamblea de la que participaron más de 800 productores, y donde se analizó la situación que atraviesa esa zona, producto de la “sequía, potenciada por la falta de políticas concretas por parte del Gobierno nacional y provincial”. Los productores manifestaron su total apoyo a la Mesa de Enlace.

“Volvemos a decirle al Gobierno que necesitamos que dejen de anunciar medidas para la tribuna y se pongan de una vez a trabajar para resolver los problema que afectan al campo”, indicó el vicepresidente segundo de la Federación Agraria Argentina, Ulises Forte.

Además de Forte, estuvieron presentes Guillermo Giannasi, presidente del CFB; Roberto Molini, director distrito XI y vicepresidente del CFB; Miguel Quarleri, director y secretario del CFB; y Alcides Haure, presidente de la filial Stroeder de FAA.

Giannasi advirtió que “la falta de políticas oficiales y la sequía están acabando con miles y miles de productores”, y remarcó que “no se resuelven los problemas con la entrega discrecional de maíz, que sólo tiene un fin político y contribuye a enervar más a los productores que se sienten afectados en su dignidad”.

Por su parte, Quarleri sostuvo que “en esta zona no hay más rentabilidad”, y aseguró que “los productores están trabajando con pérdidas absolutas, lo que afectará también a toda la mano de obra que es empleada para los cultivos como la cebolla”. “Acá está en juego la desaparición de los pueblos”, sostuvo Quarleri.

En tanto, Molini se mostró “preocupado”, y llamó al Gobierno a “trabajar para que la crisis que afecta al país no sea aún mayor”. El CFB está compuesto aproximadamente por 100 filiales, cooperativas y entidades de la Provincia, adheridas a la Federación Agraria.

Comentá la nota